Cádiz Suena Bien

SGAE homenajea a creadores andaluces que han cumplido 50 años en la entidad

Se les entregó la Llave de la Casa de los Autores. Entre ellos el compositor y guitarrista jerezano Paco Cepero y el sanluqueño José Miguel Évora

Publicidad Ai Publicidad Ai

Protagonizaron el acto Pedro Álvarez-Ossorio, Paco Cepero, José Miguel Évora, Vicente Morales, José Antonio Prieto y, a modo póstumo, Pascual González

Media docena de creadores que celebran 50 años como miembros de la Sociedad General de Autores y Editores (SGAE) recibieron el jueves, 18 de abril, en el marco de la Feria de Abril de Sevilla, la Llave de la Casa de los Autores. 

Marta Beca y Antonio Onetti, secretaria general y presidente de SGAE, respectivamente, fueron los encargados de entregar este simbólico galardón con el que se desea reconocer el talento y la aportación cultural de estos autores a lo largo de sus extensas trayectorias profesionales.

El homenaje, conducido por Antonio Gonzalo, presidente del Consejo Territorial de SGAE en Andalucía, se celebró en la caseta del Ayuntamiento en el Real de la Feria. Por este espacio municipal han desfilado para recoger la simbólica llave los músicos Paco Cepero (compositor y guitarrista jerezano), José Miguel Évora (compositor sanluqueño, director de orquesta, productor y arreglista), Vicente Morales (fundador de la banda onubense Brotes de Olivo), José Antonio Prieto (autor sevillano), el autor y director escénico Pedro Álvarez-Ossorio y, a título póstumo, uno de los grandes nombres de las sevillanas en el panorama estatal, Pascual González.

Al inicio del acto, la secretaria general Marta Beca agradeció a todos los presentes sus "creaciones, y la generosidad de entregarnos sus obras para que las gestionemos, las custodiemos, las protejamos y las hagamos crecer, y así crecer con ellas profesionalmente y como personas”. Por su parte, Antonio Onetti se sumó a este reconocimiento, recordando que la obra de nuestros creadores “conforma lo más importante de nuestra memoria emocional: nosotros nos recordamos a nosotros mismos con grandes momentos de nuestra vida, y en ellos siempre había música, teatro y películas…”, e hizo referencia a que mientras la SGAE cumple ahora su 125 aniversario, los autores protagonistas hoy “cumplen 50 años de crear, gestionar, y de elaborar obras producto de muchas horas de estudios, pruebas y ensayos…”. “En esa vida de los autores es donde ayuda SGAE, a obtener sus derechos y a repartirlos de la manera más justa y proporcional”, recordó el presidente de la entidad.

Con grandes muestras de gratitud, los autores han compartido con los asistentes palabras llenas de emoción. El director de escena y autor dramático Pedro Álvarez-Ossorio dedicó este especial momento a una persona especial, su desaparecida “compañera de vida y de trabajo, Hiltrud Hengst, que formaba parte de aquella primera relación con la SGAE, con la que tradujo y versionó el espectáculo Woyzeck”, para la que pidió un aplauso. 

Por su parte, el internacional Paco Cepero mostró su agradecimiento a la Sociedad General de Autores, "por unirnos en estos actos, bonitos porque son señales de que uno está vivo y lo comparte con sus compañeros", mientras hizo referencia al maestro Pascual González, “lo llevamos siempre en el alma”. El otro gaditano presente en la sala, Évora, compositor clásico y director de orquesta, se ha sentido siempre “protegido y abrigado por SGAE”. Por sus orígenes familiares (es hermano de Isidro y Manolo Sanlúcar), está muy aferrado al flamenco, destacando sus colaboraciones con Camarón de la Isla o Enrique Morente.

En el caso del onubense Vicente Morales, de Brotes de Olivo, dos de sus hijos, Juan Jesús y Rosa Esther, miembros de esta banda de música religiosa, aprovecharon para recordar a los presentes la gran virtud de su padre, que junto a su esposa Rosa Escala, “desde que teníamos unos seis años, comenzaron a cantar canciones para hacer pensar”.

El músico José Antonio Prieto recordó toda una vida de trabajo dedicada a la creación y a la defensa de los derechos de autor y, en la misma sintonía que el resto de autores, agradeció a “todos los que han hecho posible la realidad que estamos viviendo todos hoy”.

Uno de los momentos más emotivos llegó con el recuerdo del cantautor y poeta Pascual González que hizo el autor Manuel Marvizón: "Todos conocemos su historia, la de una persona que vivió con las ventanas abiertas a la vida y a todos nosotros. Con sus centuriones, los Cantores de Híspalis, han hecho cosas por todo el mundo. Era un creador, un auténtico volcán, todo un corazón de oro, y un gran motivador de todos los creadores”. Antes de dar paso a su familia, emocionado, hizo referencia a que gracias a “la suerte que tenemos los autores”, su música hará que nunca desaparezca del todo. Sus hijos Rocío y Christopher hicieron referencia a su padre como autor prolífico, “era su gran pasión y por ello nos ha dejado un gran legado para seguir disfrutando”.

La entrega de la Llave de la Casa de los Autores se celebra en las sedes de SGAE de Madrid y en el marco de la Feria de Abril de Sevilla y, en anteriores ediciones, también ha tenido lugar en Barcelona, Valencia, Bilbao y Canarias, como homenaje a la obra creativa de los creadores más veteranos de la entidad, que ha contribuido al enriquecimiento de nuestro acervo cultural y al movimiento autoral en nuestro país.

En Andalucía, han recibido ya este homenaje los maestros José Albero, Fosforito, Antonio Gala, Manuel Gerena, Antonio García Barbeito, Ricardo Pachón, Maryní Callejo, Fermín Hache, Eduardo Rodríguez Rodway (Triana), Gonzalo García Pelayo, Gualberto García (Smash), José García-Román, Rafael Marinelli, Abel Moreno, o José Manuel Moya, entre otras figuras de la cultura andaluza.

Envía tu noticia a: participa@andaluciainformacion.es

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN