Quantcast
El tiempo en: Andalucía
Jueves 05/08/2021

Benalmádena

Benalmádena identificará el ADN de las cacas de los perros para sancionar a los dueños

“Sanidad tiene actualmente registrados por su ADN unos 2.900 perros, algo menos del 60% de los que realmente existen en Benalmádena”

Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Los kits.

El concejal de Sanidad, Juan Carrillo; el concejal de Seguridad, Javier Marín; y el concejal de Servicios Operativos, Salvador Rodríguez, han ofrecido esta mañana una rueda de prensa para anunciar que el Ayuntamiento ha potenciado y reforzado el control y sanción a los propietarios de perros que no recogen las heces de sus mascotas de la vía pública.

“La puesta en marcha de este sistema de recogida de muestras y posterior cotejo para identificar a dueños incívicos de perros no nace con un afán sancionador o perseguidor, sino que trata de concienciar a la gente en su obligación de recoger las heces de sus mascotas, además de prevenir el abandono animal”, ha aclarado Juan Carrillo.

“Sanidad tiene actualmente registrados por su ADN unos 2.900 perros, algo menos del 60% de los que realmente existen en Benalmádena”, ha advertido Carrillo.

Las heces que puedan vincularse a un perro registrado por su ADN darán lugar a una sanción contra su dueño por no retirarlas. Pero las que no se vinculen con un perfil registrado también se controlarán, y ofrecerán un indicio valioso a los agentes de la Policía Local que controlan este aspecto, para así identificar a dueños de perros que no hayan sido todavía dados de alta en el registro de ADN canino.

“Ya podemos hacer un seguimiento completo a los propietarios que no se ocupan de retirar los excrementos de la calle, y por ello hemos establecido una colaboración entre Seguridad, Servicios Operativos y Sanidad para establecer un sistema de recogida y clasificación de las heces que aparecen en la vía pública”, ha explicado Marín.

Así, en una base de datos se recogerá toda la información de los diversos incumplimientos de las ordenanzas municipales en este sentido, y se cruzará la información con otra base de datos: el registro de ADN canino en el que tienen que darse de alta todas las mascotas del municipio.

“De esta manera también se podrá elaborar poco a poco un mapa del municipio en el que figuren las áreas con mayor concentración de heces caninas no recogidas por los dueños de los perros, tanto si éstos aparecen en el registro de ADN como sino para así aumentar la vigilancia policial en las zonas con mayor incidencia de este incumplimiento”, ha destacado Marín.

“Es de vital importancia que entre todos colaboremos para garantizar la salubridad de nuestras calles: no puede ser que haya calles en las que permanentemente el peatón se encuentre excrementos de perros, con el grave perjuicio que ello genera en un municipio turístico como Benalmádena”, ha valorado el concejal.

En este sentido, el concejal ha pedido la colaboración de toda la ciudadanía, y ha insistido en que la intención de este registro de ADN canino no es sancionar, “sino mejorar la imagen de nuestro municipio y evitar que se abandonen animales por parte de sus dueños”.

Marín ha recordado que por parte de la Policía Local “ya se está velando por el cumplimiento de la ordenanza de convivencia ciudadana que recoge la obligación de los dueños de mascotas de retirar las deposiciones de la vía pública, sancionando cuando corresponda”.

“Por parte de los Servicios Operativos se procederá a recoger muestras de las heces caninas abandonadas en la vía pública, y trasladaremos a la Policía Local información sobre los incumplimientos detectados a través de una app”, ha explicado Rodríguez.

“Desde Servicios Operativos queremos aportar nuestro trabajo para lograr una ciudad limpia y en condiciones óptimas: aunque el municipio se encuentra más cuidado y pulcro, y hemos mejorado en la concienciación ciudadana respecto a estas cuestiones, tenemos que seguir avanzando más en este sentido”, ha concluido el concejal de Servicios Operativos.

Antonio Mateos, responsable técnico de ADN Canino, ha explicado que este sistema lleva ya dos años implantado en el municipio. “Actualmente nos encontramos inmersos en una nueva fase para establecer un sistema sencillo de registro y control de las heces caninas que no se recogen de la calle, e identificarlas con el perro que las ha depositado y con su propietario”, ha detallado.

“Aunque el perro no se encuentre registrado en el sistema, este sistema nos permite conocer por donde pasea habitualmente, lo que facilitará considerablemente la labor de la Policía Local para identificar a los dueños incívicos”, ha explicado Mateos.

“Es importante que los dueños registren sus perros por su ADN: es un sistema que también ofrece una gran tranquilidad a los propietarios en caso de extravío o robo de su mascota”, ha concluido.

COMENTARIOS