Actualizado: 15:41 CET
Martes, 12/11/2019

Barbate

Katy 'Packowam' Díaz, Campeona de Europa

Días interminables de entrenamientos, de superación, de tener su mente fijada en el objetivo de proclamarse campeona de Europa han concluido felizmente

  • Katy Díaz, Campeona de Europa.

Tenía la oportunidad de hacer historia y no la desaprovechó. Días interminables de entrenos, de superación, de tener su mente fijada en el objetivo de proclamarse campeona de Europa. Seguro que cerraba los ojos y veía la cara de su rival, la irlandesa Lym Harvey.

Y por fin llegó el día. El pasado sábado 23 de marzo, en la localidad madrileña de Venturada, y concretamente en su Pabellón ‘Cotos de Monterrey”, se celebró el Campeonato de Europa Femenino de Peso Mínimo, donde Katy “Packowam” Díaz, se presentó con el objetivo de convertirse en la primera boxeadora andaluza en conseguir el cetro continental.

Y a fe que lo consiguió. Además, noqueando a su rival al quinto asalto en un combate pactado a diez. Es decir, le sobró la mitad de la velada para demostrar que su sacrificio durante tantos años ha valido la pena y que ahora recoge los frutos en forma de títulos continentales, como siempre acompañada de su entrenador y pareja, José David Versaci.

El combate comenzó con dominio de la boxeadora irlandesa. Katy guardaba distancias y estudiaba a su rival para intuir por donde le podía hacer daño. El dominio de Lym Harvey fue solo un espejismo, porque como en todo deporte, estudiar al rival y trazar la táctica para doblegarlo es un gran tanto por ciento del éxito. Así venció David a Goliath.

Una vez estudiada y vistos sus puntos débiles, Katy Díaz mandó a la lona a su rival en el tercer asalto con un potente y preciso directo de derecha.

Lym Harvey empezó a pensar que el campeonato de Europa estaba perdido, máxime cuando Katy no bajó su nivel y siguió castigando a la irlandesa hasta tal punto que en el quinto asalto el árbitro decidió parar la pelea para evitar que esta recibiera un mayor castigo.


Fue el éxtasis. Campeona de Europa sin llegar a los diez asaltos pactados y en sus primeras palabras, un mensaje dirigido a su hijo Alí. Grande Díaz….y Versaci porque son dos en  uno,… sin discusiones. El uno  no sería lo que es sin el otro.

Esta paternera afincada en San Ambrosio, con sangre barbateña (permiteme la frase Katy) ha hecho  historia y hay muy pocos que entren en la historia del deporte. A disfrutar y a seguir logrando éxitos.

 

COMENTARIOS

Publicidad Ai
Publicidad Ai
chevron_left
“La Esperanza así lo ha querido”
chevron_right
Un ecoalbergue o el carril bici europeo, asuntos sobre la mesa