Actualizado: 20:47 CET
Martes, 18/06/2019
Publicidad Ai
Publicidad Ai

Barbate

“La Esperanza así lo ha querido”

Entrevista a Miguel Reyes Morente, pregonero de la Semana Santa 2019 en Barbate

  • El pregonero, Miguel Reyes Morente, en una imagen “con mucho sentimiento” para él.

Calle Manuel Malia, anteriormente Padre Castrillón. Una antigua casa hermandad. Allí, Miguel, a corta edad, limpiaba cirios a conciencia cada Cuaresma para que su cofradía luciera como nunca por las calles de su pueblo. Dos faroles custodiaban y daban luz al cristo de la Oración en el Huerto. Una imagen que asomaba por una ventana para que los barbateños le rezaran cuando pasasen por la calle. Décadas después, aquel niño pronunciará el pregón oficial de la Semana Santa de Barbate.

“La Esperanza así lo ha querido”. Hace un año, Miguel Reyes Morente, hermano de la cofradía del Huerto, pronunció estas palabras cuando el Consejo de Hermandades y Cofradía lo presentó como pregonero. Una propuesta que le llegó, justamente, cuando exaltó a María Santísima de Gracia y Esperanza, titular de la corporación del Martes Santo. “No podía decirle que no, ella así lo ha querido…”, reconoce agradecido..

¿Qué supone para un barbateño cofrade ser elegido pregonero?

–Yo creo que es tocar techo en Semana Santa. Viniendo desde el grupo joven de la cofradía, limpiando cirios en una casa hermandad desde pequeño, y ahora llegar a ser pregonero creo que es tocar techo y a muy alto nivel.

¿Qué se puede adelantar del pregón?

–Tenía clara mi idea de pregón desde que me lo propusieron, en cuanto a estructura y contenido. Quería hacer un pregón donde estuviese presente cada cofradía y, por supuesto, contar con una banda de música. Por ello, se lo propuse al director de la Asociación Cultural Banda de Música de Barbate, y los músicos aceptaron. Al no disponer Barbate de un teatro donde tanto la gente como la misma banda de música puedan estar cómodos, lo pronunciaré en la iglesia San Paulino, petición que realicé al propio Consejo, quienes en todo momento me han mostrado todo el apoyo en cada propuesta hecha.


¿Cómo nacen sus raíces como cofrades?

–Me hicieron hermano del Huerto con unos cinco o seis años. Salía en la Borriquita, y estaba encantado de hacerlo, porque antes no se podía salir hasta que no tuviese 12 años cumplidos. Llegaba el Domingo de Ramos y era para nosotros lo más grande.

¿Está viviendo una Cuaresma diferente?

–Estoy muy nervioso, muy inquieto. Muy diferente a lo que suele vivir en otras ocasiones. Resido en Sevilla por motivos laborales y ya hubiera acudido al concierto de una banda, al besapié de otra hermandad, y al quinario de cualquier cofradía. Y ahora, en estos días de Cuaresma, estoy centrado en el pregón y sólo tengo en mi cabeza el pregón. Es muy diferente a la que he vivido otros años.

¿Cómo valora la Semana Santa de Barbate?

–Teniendo en cuenta la juventud de la Semana Santa de Barbate, que tenga dos bandas de música, varias cuadrillas, además de la riqueza que conservan las hermandades en cuanto a imaginería, creo que tenemos una Semana Santa muy completa, de las mejores de la provincia. Es muy joven para todo lo que ha conseguido.

En el mundo cofrade ¿Hay más afición que devoción?

–Me da miedo sólo plantearme esta cuestión. En esto el sentir católico es lo primero. Los que mandan son los titulares, lo demás es mero acompañamiento, y eso hay que tenerlo muy presente. Si no se tiene claro eso, la afición puede durante un año, puede durante dos, pero de ahí no vas a pasar. También es cierto que conozco casos de personas que se han acercado a la Semana Santa a través de un amigo. Se han metido debajo del paso, han visto al Cristo y ha despertado en ellos algo que no sentían.

¿Es más valiosa la Semana Santa barbateña en el apartado humano o en el estético?

–Yo creo que ahora prima el apartado humano. Actualmente hay una hermandad entre las diferentes cofradías muy grande y siento que estamos en el culmen de todo lo que he vivido de mi historia como cofrade.

¿Habría que cambiar algo de la Semana Santa barbateña?

–El respeto del resto del pueblo hacia las hermandades y cofradías cuando sale en procesión. Tenemos mucho que aprender en ese sentido. Que pasen los titulares y que no haya el silencio que se requiere es lo que más me apena cuando realizamos nuestra estación de penitencia.

¿Considera que la percepción de las hermandades por parte de la ciudadanía es la adecuada?

–Considero que la poca historia que tenemos nos ha hecho mucho daño. La gente no es consciente de, por ejemplo, las obras sociales que las hermandades hacen con el resto del pueblo. Si fuesen conscientes cambiaría mucho su percepción sobre l hermandades de penitencia y cofrades.

¿Se vive el cristianismo a través de las hermandades?

–Es lo que se intenta inculcar y lo que me han inculcado desde pequeño. Todos debemos tener claro que el cristianismo es lo que da lugar a la Semana Santa. No tendría sentido de otra manera. Si eres cofrade y no eres cristiano es afición.

¿Un día?

–Martes Santo.

¿Una marcha?

–Mi Amargura.

¿Un instante?

–La salida del señor de la oración en el Huerto por el dintel de la iglesia.

¿Tradición o innovación?

 –Ambas.

COMENTARIOS

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai
chevron_left
Quince años enseñando buenos hábitos alimenticios
chevron_right
Katy 'Packowam' Díaz, Campeona de Europa