Quantcast
El tiempo en: Andalucía
Viernes 28/01/2022  

Barbate

Los alcaldes de la Janda, excepto el de Conil, no acuden a defender la sanidad pública

Marea Blanca La Janda se concentra frente al hospital comarcal contra "el deterioro de la atención especializada y de la atención hospitalaria"

Publicidad AiPublicidad Ai
  • Imagen del acto en el HARE de la Janda.
  • Al acto acudieron solo el alcalde de Conil, Juan Bermúdez, y el presidente de la ELA de Zahara de los Atunes, Agustín Conejo

Marea Blanca La Janda realizó este domingo una concentración frente al Hospital de Alta Resolución de la comarca, ubicado en Vejer, para denunciar “el deterioro de la atención especializada y de la atención hospitalaria, que ya se producía antes de la pandemia, pero que en los últimos meses se está acelerando”.

Una concentración que contó con medio centenar de personas, muy pocas para la importancia de la misma, pero sobre todo en la que se lamentó la ausencia de los alcaldes de la comarca de La Janda, con tan solo la presencia del regidor de Conil, Juan Manuel Bermúdez, y del presidente de la Entidad Local Autónoma de Zahara de los Atunes, Agustín Conejo, “ambos siempre presente en estos actos”, tal y como les reconoció José Luis López, portavoz de Marea Blanca la Janda.

De hecho, al acto acudieron varios ediles de Conil y vecinos, así como miembros de las mareas blancas gaditana y de Puerto Real. Aún así, López lamentó que “echamos de menos la presencia de los demás alcaldes de la comarca”, como el de Barbate, Miguel Molina, (quien asegura que ha estado en prácticamente todos los actos de Marea Blanca pero que este domingo se ausentó porque tuvo que acudir a la ejecutiva de su partido, Andalucía por Sí en Sevilla), el de Benalup, Antonio Cepero, o el de Vejer, Manuel Flor, “al que evidentemente no esperábamos (al ser del PP, partido que también gobierna en la Junta), pero bueno, como dice defender la sanidad pública, pensábamos que iba a estar aquí, pero una cosa es decirlo y otra hacerlo”.

Y ciertamente es una lástima que dichos regidores no acudieran ya que lo denunciado afecta “no solo a los hospitales, sino también a los centros de salud de sus respectivos municipios, a la atención primaria”. En cuanto a si detrás de las mareas hay color político, lo cierto es que son los únicos que denuncian esta situación, con lo cual tampoco es excusa.

Aún así, “excepto el alcalde de Conil y el presidente de la ELA de Zahara, los demás han desaparecido... es increíble”, lamentó José Luis López quien también fue el primero en tomar la palabra para señalar que “el motivo fundamental de la convocatoria es denunciar la ausencia de médicos especialistas en hospitales como éste de la Janda y el de Puerto Real”, centro de referencia para la comarca de La Janda.

Médicos especialistas que “se están yendo a la sanidad privada”, lo que conlleva que “aquí (en el Hare de la Janda) se estén suspendiendo operaciones programas por falta de anestesistas y que también se están suspendiendo las consultas de especialistas como las de traumatología... ahora hay un retraso de hasta tres meses para una simple consulta de especialidades”.

Una situación que es “extrapolable a toda la provincia porque no seamos ingenuos, esto es consecuencia de una política de desmantelamiento de la sanidad pública, de la atención primaria y de la atención hospitalaria especializada”. “Es”, insiste, “una decisión política, no ocurre por casualidad, es una política en beneficio de la sanidad privada”.

A continuación Beatriz, miembro de la plataforma, leyó el manifiesto en el que indicó, entre otras cuestiones que “muchos médicos de especialidades y cirujanos se están pasando a la sanidad privada, donde se les ofrecen condiciones de trabajo mucho mejores que en la sanidad pública”. Además, “es muy importante señalar que en los presupuestos para 2022 para la Consejería de Salud y Familias, el dinero público para conciertos con la sanidad privada se había incrementado un 43%, mientras que las partidas para personal sanitario subían apenas un 3%. Con este incremento para el personal ni siquiera se cubren las jubilaciones en 2022”.

Según Marea Blanca, “a la sanidad privada ya no le basta con que los especialistas y cirujanos de la sanidad pública trabajen por la tarde en sus hospitales, como hasta ahora sucedía, sino que los necesitan a jornada completa. Los especialistas se van. Y todo esto está sucediendo ahora mismo y está dando lugar a la cancelación de citas y de operaciones programadas en los centros públicos.

En la Marea Blanca de La Janda y en la Marea Blanca Gaditana existe “una profunda preocupación ante el deterioro tan sistemático y extraordinario tanto de la Atención Primaria como de la Atención Especializada y Hospitalaria que se está produciendo, poco a poco, de manera implacable”.

Por todos estos motivos, “estamos aquí hoy, a las puertas de nuestro hospital comarcal, acompañados de todos aquellos que sienten que la defensa de la Sanidad Pública es una prioridad y que es necesario que se revierta de inmediato esta destrucción paulatina y sistemática de nuestra atención primaria y nuestros servicios especializados y hospitalarios en beneficio de la sanidad privada”.

Y tras no ser aprobados los presupuestos de la Junta para 2022, y a ante la posibilidad de que esto lleve a la convocatoria de nuevas elecciones autonómicas, la Marea Blanca de la Janda insiste, como viene haciendo desde siempre, en que “gobierne quien gobierne, la sanidad pública se defiende”, ya que “ahora más que nunca es muy importante que todas/os seamos conscientes y nos informemos bien de todo lo que está sucediendo con nuestra sanidad pública, que protestemos, que reclamemos y que participemos en las convocatorias que se vayan produciendo. Es la única manera de que recuperemos una sanidad pública digna y de calidad”.

Tras la lectura de dicho manifiesto tomó la palabra Antonio Vergara, portavoz de Marea Blanca gaditana, quien afirmó que “somos conscientes de que para determinados sectores, los más vulnerables, el sector público no es que sea importante, es que es imprescindible... ya que quienes tienes más posibilidades económicas pueden acudir a la privada”.

Vergara denunció las “derivaciones masivas a la sanidad privada”, lo que conlleva que, sobre todo, conlleve que los profesionales “eventuales, que no tienen plaza fija”, se vayan “porque las condiciones económicas son mejores”.

Y recuerda que el proceso siempre es el mismo, “primero se cargan la atención primaria y luego la hospitalaria”, como ha ocurrido en Madrid y Valencia. Ante esta situación Vergara advierte que “privatizar el fácil, desprivatizar es complicado, tremendamente difícil”, como se puede ver ahora “en Valencia” a pesar de tener “el gobierno a favor”.

“Esto no ha hecho más que empezar”, continúo para anunciar un acto en Cádiz el día 12 de diciembre, en el que se rodeará la Delegación Territorial de Salud y Familias, y otra manifestación en Sevilla el día 18, porque “hay que parar la privatización”.

TE RECOMENDAMOS