Actualizado: 01:27 CET
Viernes, 03/07/2020

Arcos

La desescalada provoca reticencias en los negocios de Arcos

Según la Policía, la apertura será gradual a medida que se apliquen las medidas. El Consistorio ofrece a los hosteleros la posibilidad de ampliar sus terrazas

  • Las pescaderías son un ejemplo de negocios que han permanecido abiertos desde el primer día de la crisis.

Arcos ha comenzado su pase a la fase uno de la desescalada con la apertura moderada de comercios, bares y algunas pequeñas industrias que de esta manera intentan recuperar la normalidad tras los supuestamente peores momentos de la pandemia del Covid-19. Sin embargo, la apertura de estos establecimientos viene precedida de una serie de medidas y de advertencias tanto desde la administración sanitaria como por el Ayuntamiento; entre ellas, y como norma fundamental, guardar la distancia de seguridad de dos metros y seguir utilizando la mascarilla y los guantes. Pero más allá de la apertura de negocios, la imagen del inicio de la fase uno ha sido reencuentro familiar y amistoso con otras condiciones, pues ya se pueden celebrar reuniones de al menos diez personas, pero igualmente extremando las medidas de seguridad.  

Este nuevo marco de la desescalada inicia así la relajación de algunas de las medidas de contención hasta ahora vigentes. Dado que no todos los establecimientos han podido aplicar aún las medidas de seguridad, muchos de ellos han decidido no abrir por ahora, según señala la Policía Local de Arcos, que está convencida de que la apertura será escalonada a lo largo de los próximos días. Por ahora, ya se encuentran abiertos varios establecimientos de venta de electrodomésticos, los bares con terrazas, las peluquerías con cita previa, concesionarios de vehículos, talleres de reparación, ferretería y por supuesto supermercados y farmacias.

Desde el Ayuntamiento, con el fin de fomentar y apoyar a los negocios hosteleros, se ha ofrecido a los titulares de los diferentes establecimientos la posibilidad de poder ampliar la superficie destinada a terraza, siempre que se den los condicionantes y medidas previstas por las diferentes normativas del Ministerio de Sanidad.

Cada una de las solicitudes se estudiará de forma pormenorizada e individual, basando la autorización o denegación de las mismas en criterios técnicos que irán encaminados a garantizar la accesibilidad, la seguridad vial y la convivencia ciudadana. Se requerirán todos los informes necesarios para corroborar tales circunstancias, que serán emitidos por los servicios municipales, y que en cualquier caso serán inapelables.

Esta medida tendrá carácter excepcional y será aplicable única y exclusivamente hasta que finalice el  Plan de Transición hacia la Nueva Normalidad o si fuera preciso hasta que se pueda restituir la normalidad absoluta. Una vez transcurrido este periodo, la explotación de la terraza deberá ceñirse al resto de condiciones en las que se venía explotando previo a la declaración del Estado de Alarma.

Sin embargo, por ahora la peor parte se la llevan los bares que no tienen terraza, que son igualmente numerosos en Arcos.

COMENTARIOS

Publicidad AiPublicidad Ai
Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
Una mirada al Día de las Aves desde el observatorio de Arcos
chevron_right
‘Soñando con el reencuentro’, la imagen del confinamiento en Arcos