HOY ES NOTICIA:
Actualizado: 12:13 CET
Domingo, 18/11/2018

Arcos

Un antes y un después en Servicios Sociales

El servicio experimentará una transformación en su modo de actuar con el usuario. Gambín justifica la estrategia con la “cronificación” de los usuarios

  • El alcalde de Arcos, Isidoro Gambín.

“Siempre son los mismos”, “Sólo saben trabajar en el Ayuntamiento” o “No quieren trabajar”... Son comentarios ciertamente habituales en redes sociales y a pie de calle respecto a los usuarios de los Servicios Sociales Comunitarios. Aun tratándose de personas necesitadas en su mayoría, sí que es cierto que la Delegación municipal atiende con frecuencia a las mismas personas, entre otros motivos porque no encuentran una salida laboral y sus problemas socioeconómicos persisten.

Dispuesto a terminar con esta situación, el Ayuntamiento de Arcos se ha sumado a la Estrategia Andaluza para la Cohesión e Inclusión Social, para cuya implementación el municipio recibirá una subvención de fondos europeos vía Junta de 18.500 euros sólo para la redacción del mismo, así como 1,3 millones de euros para su puesta en marcha.

Se trata de una auténtica revolución en la gestión de los servicios sociales, pues el objetivo se centra en formar a los desempleados usuarios para que encuentren una salida laboral, para lo que incluso contarán con un monitor que los tutorizará y guiará en esta empresa. Con estas ayudas económicas, el Ayuntamiento contratará a 13 nuevos técnicos de Servicios Sociales que se sumarán a la actual plantilla, por lo que se requiere para el servicio más espacio y dotación informática, en lo que ya está trabajando el Gobierno municipal.

Esta transformación total de la forma de trabajar de la Delegación supone una acción impopular a todas las luces, como ha admitido el propio alcalde, Isidoro Gambín, que asegura que será criticado pero también que esta estrategia será positiva. El regidor ha ofrecido un dato demoledor: en 2016 se atendieron desde Servicios Sociales a 9.082 personas o, lo que es lo mismo, a 1.276 familias con problemas socioeconómicos. Dado que el Ayuntamiento no puede destinar tantos recursos a la ayuda social, es preciso introducir “un cambio de mentalidad entre los usuarios”. Gambín ha llegado a hablar de casos crónicos, en alusión a personas que no paran de buscar trabajo en el Ayuntamiento a través de Servicios Sociales, repitiéndose en este sentido cada seis meses para obtener una prestación económica.

La estrategia se centrará en las llamadas Zonas Desfavorecidas, es decir, casco antiguo, Barrio Bajo, Jédula y otras zonas de la ciudad por sus características socioeconómicas.

Gambín ha admitido que el camino será duro porque hay muchos arcenses afectados por esta situación, “pero no se podía seguir igual”, reconoce.  Asimismo, tilda su postura de “compromiso” con la ciudad de Arcos y con el futuro en la atención a las personas que más lo necesitan.
La idea -señala- es que Servicios Sociales atiendan a personas que realmente lo necesiten y de forma puntual, para que esa ayuda no se convierta en una rutina “cronificada” y en un imperativo para el Ayuntamiento .

COMENTARIOS

Publicidad Ai Andaluc�a Informaci�n
chevron_left
El precio de la vivienda en Arcos se revaloriza un 1,71%
chevron_right
El acceso de Angorrilla estará tres semanas cortado al tráfico