Actualizado: 20:18 CET
Viernes, 14/08/2020

Arcos

50 vecinos de El Santiscal viven sobre un 'lago' de aguas fecales

Ai-Pro les ha prestado su apoyo y pide una actuación al Ayuntamiento, que no tiene competencias al tratarse de un edificio privado

Leopoldo Pérez ha hablado con los vecinos afectados.

1

Leopoldo Pérez ha hablado con los vecinos afectados.

2

El equipo de Gobierno se reunió hace meses con los afectados.

3

El equipo de Gobierno se reunió hace meses con los afectados.

4

Alternativa Independiente Progresistas (Ai-Pro) ha pedido al Ayuntamiento una actuación para arreglar el grave problema de estancamiento de aguas residuales en los sótanos del primer bloque de viviendas de El Santiscal.

Se trata de unas 50 vecinos afectados que llevan soportando desde hace meses olores realmente nauseabundos que incluso se cuelan en los hogares por la más mínima fisura.

La situación podría ser consecuencia de un taponamiento o rotura de la red, y de momento los bajos de las viviendas se han convertido en un auténtico lago de aguas fecales y de todo tipo. De hecho, algunos vecinos han decidido abandonar sus viviendas ante el grave problema de salubridad.

Según el concejal de Ai-Pro y candidato de la formación a la Alcaldía, Leopoldo Pérez, el Ayuntamiento se ha implicado en otras ocasiones en edificios privados porque su situación ha afectado a ciudadanos de Arcos, de ahí que solicite una actuación en este caso. Cita como precedente el muro de contención en un edificio de Caños Verdes y otros casos de avería en viviendas privadas. El mismo asegura que el alcalde escuchó a los vecinos hace unos meses pero que a día de hoy no han recibido una respuesta positiva. Igualmente, reclama que Urbanismo y la empresa Aqualia se pongan manos a la obra y elaboren los informes que sean necesarios para una posible obra.

El presidente de los vecinos, José Cardoso, asegura que han contratado en dos ocasiones maquinaria especializada para desatascar y evacuar aguas, pero que la operación no ha dado resultado por la magnitud de la avería.

Los vecinos temen que el encharcamiento de los bajos de sus viviendas pueda provocar otro problema añadido con el estado de la cimentación del edificio. El presidente señala que salen aguas fecales por los lavabos y fregaderos, y que ducharse es una odisea. Por ello espera que el Ayuntamiento colabore para solventar esta situación.


El delegado municipal de Urbanismo, Manuel Garrucho, manifiesta como réplica que el equipo de Gobierno ya se reunió con los afectados y se comprometió a buscar una subvención para las obras, pero asegura que hoy  por hoy no existe ayuda oficial alguna de esta naturaleza. En este sentido, el único compromiso del Ayuntamiento es el arreglo de las canalizaciones desde el bloque hasta la red de saneamiento mediante la participación de Aqulia (empresa concesionaria del servicio de aguas en Arcos), ya que nunca podrá actuar en el interior de un edificio privado porque violaría la Ley.

En el terreno político, Garrucho se ha congratulado del interés de Ai-Pro por este tema, pero asegura que ha echado en falta esa preocupación política durante los últimos años por parte de la oposición.

COMENTARIOS

Publicidad AiPublicidad Ai
Publicidad Ai Publicidad Ai
chevron_left
Juventud ofrece nuevos cursos y talleres para desempleados
chevron_right
Primeros pasos para la recepción del polígono El Peral y La Gallarda