Actualizado: 12:46 CET
Domingo, 20/09/2020

Andalucía

Marín quiere que remodelación de la Junta esté para septiembre

Asegura que Arrimadas comparte su intención y que el escollo radica en la estructura "mastodóntica" de la Junta

Cargando el reproductor....

El vicepresidente del Gobierno andaluz y líder de Ciudadanos (Cs), Juan Marín, ha insistido en la necesidad de remodelar la estructura de la Junta para adaptarla a la nueva realidad que vive la comunidad autónoma a cuenta de la pandemia provocada por el Covid y ha considerado que "lo ideal sería que en septiembre estuviéramos trabajando de forma normalizada, siendo mucho más eficaces". Además, ha asegurado sentirse respaldado por su formación en este debate, ha restado importancia a las voces que discrepan con él y ha apostado por la continuidad de los consejeros andaluces de la cuota de Cs.

En una entrevista con Europa Press, Marín se ha mostrado convencido de que en un momento como éste "todos los ciudadanos entenderían perfectamente cualquier decisión que supusiera una mejora de los servicios públicos", al tiempo que ha explicado que fue el presidente, Juanma Moreno, el que encargó al consejero de la Presidencia, Elías Bendodo, y a él mismo "un estudio" para hacer más eficiente la gestión del Gobierno.

En cualquier caso, ha explicado que este debate "no va de número de consejerías ni de personas, esto va, como hacemos Bendodo y yo, de ver en qué podemos mejorar la eficacia de la gestión" porque cree que "hay áreas que necesitan una reestructuración y una remodelación".

Así, ha puesto como ejemplo el caso de políticas migratorias porque "a lo mejor no puede estar dividida en tres áreas como está actualmente en Interior, Igualdad y Justicia". "Si eso somos capaces de reconducirlo, sentarnos a ver los problemas que tenemos, cuántas direcciones o jefaturas de servicios hacen falta, si tiene que colgar una Consejería no pasa nada", ha dicho.

Para Marín, el consejero de Salud y Familias, Jesús Aguirre, "debería estar centrado exclusivamente en salud y no sería ningún disparate, teniendo en cuenta como están hoy las residencias de ancianos y cómo tenemos que protegerlas, que esta competencia pasara a Salud". También vería lógico que el Infoca, ahora en Medio Ambiente, se ubicara en Interior o que Fondos Europeos pasen de Economía a Hacienda "porque la tramitación de cualquier fondo europeo tiene una complejidad que necesita siempre de cofinanciación de autofinanciada y al final son dos consejeros distintos trabajando para un solo fin".

"Sencillamente nos tenemos que adaptar a lo que nos viene encima", ha recalcado el vicepresidente, que reconoce que no es fácil adoptar decisiones en este sentido a cuenta de la estructura "mastodóntica" que tiene la Junta y porque cualquier reestructuración significa cambio de ubicación de unidades, de estructura, incluso nuevos nombramientos, también a nivel provincial.


Además, Marín incide en que la dificultad también radica en poder hacer cambios que realmente no supongan un atraso o volver a una situación en la que se tarde meses en poner en marcha cualquier unidad, de manera que el problema "es más estructural, más interno, que de personas o de consejerías".

Ha descartado confirmar que no se aumentará el número de consejerías pues "si es necesario, se hará lo que haya que hacer", toda vez que indica que no se han marcado ningún límite temporal en las negociaciones para que esta remodelación esté en marcha, aunque entiende que sería "ideal" que fuera para septiembre.

Pero más allá, el líder andaluz de Cs ha asegurado que el Gobierno andaluz estará "en continuo cambio" durante toda la legislatura, "y más ahora por motivo del Covid para mejorar la eficacia en la gestión".

"Tenemos que ir a una administración del siglo XXI en el siglo XXI, no de 1980, cuando se aprobó el Estatuto", ha defendido Juan Marín, que explica que esto es tan complicado que "a lo mejor ni siquiera lo terminamos esta legislatura, a lo mejor le toca a los que vengan después o a nosotros si repetimos mandato".

A NIVEL INTERNO

Y en todo este debate, ha asegurado que la líder de su formación, Inés Arrimadas, está de acuerdo para reestructurar la administración y hacerla "mucho más eficaz" y que Bendodo y él buscan "los encajes" para que se pueda llevar a cabo.

Al hilo de que la consejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, Rocío Ruiz, haya asegurado que "ahora no es el momento de hacer remodelaciones porque estamos en un momento muy delicado de crisis económica y social y están los equipos muy consolidados", Marín ha dicho que la opinión de cada uno se la deja a cada uno pero "quien tiene que decidir si hay o no remodelación es el presidente".

"Quien decide si se hace la remodelación no soy yo ni mi partido, no es el PP-A, es el presidente, y eso lo voy a respetar siempre", ha proseguido el también consejero de Turismo, Regeneración, Justicia y Administración Local, que ha asegurado que respeta todas las opiniones, "pero si después se toma una decisión, todo el Gobierno tiene que estar a una, sea o no la que me guste".

Marín ha restado importancia a las voces que achacan la remodelación a una crisis dentro de las filas de Cs en Andalucía, y ha señalado que el anterior Gobierno de Susana Díaz "hacía cambios y nadie hablaba de crisis".

Y así, ha insistido en respeta y valora a quienes opinan diferente a él porque "a lo mejor lleva razón y no la tengo yo". "Que esto lo diga un político no es lo habitual pero es que los políticos también nos equivocamos", ha concluido.

De este modo, Marín ha indicado que no tiene en mente ningún relevo entre los consejeros de la cuota de Cs y que quiere que continúen dentro del Consejo de Gobierno porque "están haciendo un trabajo bueno", aunque "si en algún momento hay que hacer algún relevo pues se hace y no pasa nada, como si me tienen que relevar a mí, ¿cuál es el problema?".

"Por encima de la persona tienen que estar siempre los intereses del conjunto de los ciudadanos, ese es el proyecto en el que yo estoy y no se me caen lo anillos por hacer lo que haya que hacer", ha apostillado.

MAGNÍFICA RELACIÓN CON ARRIMADAS

Entretanto, ha explicado que cada uno asume las responsabilidades de su cargo y que él es vicepresidente de la Junta, miembro de la Ejecutiva nacional y portavoz autonómico de Cs, y que lo normal es que "si surge la oportunidad de hablar con Arrimadas, porque esté en Sevilla, pues que lo hago".

Se ha referido así al encuentro que mantuvieron el lunes en Sevilla, cuando abordaron muchos asuntos, como lo que ocurre en Madrid y lo que se decide en el Congreso que afecta a Andalucía, "y ella también quiere conocer y hablar de la situación que se está viviendo aquí con respecto a otras fuerzas políticas y el futuro de la situación social y económica".

"Tenemos una relación magnífica desde hace muchísimos años que no va a interrumpir absolutamente nada, ambos lo sabemos, y cuando viene, pues hablamos, igual que hablamos mucho por teléfono", ha explicado Juan Marín, que asegura que su relación con Arrimadas es "la normal que tiene que existir entre una persona que tiene una responsabilidad y representa a un partido y la presidenta de ese partido que casualmente, esta de baja en Jerez, y me dijo que estaba en Sevilla".

COMENTARIOS

Publicidad AiPublicidad Ai
Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
Detenido un encargado de Cruz Roja por ser cómplice en la venta de leche donada
chevron_right
Detenida una mujer en Montoro tras intervenirle cien gramos de cocaína