El tiempo en: Andalucía
Jueves 28/01/2021

Almería

Piden 5 años de cárcel por intento de violación impedido por cazadores

La Fiscalía de Almería pide prisión para el acusado de intentar agredir sexualmente a una mujer que fue auxiliada por cuatro cazadores

Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai
  • Audiencia Provincial de Almería.

La Fiscalía de Almería ha pedido una pena de cinco años y medio de prisión para el acusado de intentar agredir sexualmente a una mujer que fue auxiliada por cuatro cazadores, que al desconfiar de la actitud del hombre fueron a ver qué pasaba y lo retuvieron tras encontrarlo forzando a la víctima.

La calificación del fiscal, señala que la víctima caminaba sobre las 18:50 horas del 21 de octubre de 2018 por el carril bici que une la localidad de Vera (Almería) con una playa a unos 500 metros de la urbanización 'Cabuzana', un lugar aislado de núcleos de población.

La mujer llevaba puestos unos auriculares que le impidieron oír aproximarse al acusado, F.J.R.V., quien antes de este día había sido condenado dos veces por agresión sexual, la última de ellas a dos años y medio de cárcel por un juzgado de Granollers (Barcelona).

Según el Ministerio Público, con la finalidad de "satisfacer sus deseos sexuales", el acusado abordó por la espalda a la víctima, la cogió fuertemente del cuello y la lanzó al suelo, de forma que la mujer cayó por un desnivel del camino, quedando en se momento ambos fuera de la visión de otros usuarios del carril bici.

"En ese estado, el procesado, con el pantalón en parte ya bajado para asegurarse tener acceso carnal" con la mujer, forcejeó con ella para "doblegar su oposición".

Poco antes, la mujer se había cruzado con un turismo en el que iban cuatro hombres que habían estado de caza, que en ese momento vieron salir al ahora detenido de unos arbustos para acto seguido "dirigirse con mucha velocidad y de forma directa hacia la víctima", mientras se sujetaba los pantalones por detrás tras habérselos desabrochado previamente.

Al pensar que podría tener malas intenciones, detuvieron la marcha y fueron a ver qué ocurría, comprobando cómo presuntamente F.J.R.V. había arrastrado a la mujer hacia la zona de campo y arbustos.

Al ver esto, corrieron hacia la víctima, quien pedía auxilio, y encontraron al supuesto agresor y a la mujer tumbados boca arriba, él "agarrándole fuertemente del cuello para presuntamente asfixiarla y ella pidiendo auxilio y resistiéndose e intentando golpearle con el teléfono móvil y con unas llaves".

Separaron al hombre de la agredida y uno de ellos se quedó consolando a la víctima mientras el resto intentaba detener algún coche para pedir auxilio a la vez que el presunto agresor era retenido, logrando finalmente su objetivo de reclamar auxilio.

Tras la agresión, la víctima ha sufrido sintomatología ansioso depresiva con trastorno de estrés postraumático que le ha afectado en su vida cotidiana, ya que en la actualidad "sólo camina por lugares poblados", sin escuchar música con auriculares y "mirando constantemente hacia detrás, entre otras cautelas".

La Fiscalía acusa por estos presuntos hechos al procesado por un delito de agresión sexual en grado de tentativa, por el que interesa cinco años y medio de prisión, ocho años de prohibición de comunicarse o aproximarse a menos de 500 metros a la mujer, y diez años de libertad vigilada.

También reclama que abone a ésta 180 euros por las lesiones físicas, 10.000 euros por el daño moral causado y el importe de un pendiente y unos auriculares que la agredida perdió a causa de lo ocurrido. 

COMENTARIOS