Actualizado: 18:21 CET
Lunes, 22/04/2019

Málaga

Obligados a no ir a trabajar para atender a su hija en el colegio

En el CEIP Clara Campoamor solo hay un monitor para atender a 17 menores con necesidades especiales de Málaga

  • La menor de seis años Vega de la Cruz.
  • El técnico encargado de estos niños se está de baja actualmente
  • Los progenitores denuncian la situación en la plataforma social change.org
  • La Consejería de Educación ha prometido que en 24 horas el problema estará solucionado

Los padres de Vega, una niña de seis años con parálisis cerebral, han denunciado a través de la plataforma change.org la “vergüenza de educación inclusiva” que sufre su hija y 16 alumnos más con necesidades especiales en el CEIP Clara Campoamor de Málaga, obligando a los padres a abandonar sus trabajos para atender a sus hijos.

¿Te imaginas tener que faltar al trabajo cada vez que el profesor/a de tu hijo/a falte al trabajo?

“Mi hija tiene sus facultades motoras muy poco desarrolladas debido a su parálisis, por lo que necesita una persona que la ayude a ir al baño, a desayunar, a cambiarla de clase, de silla, ponerla en andador en educación física y recreo”, ha explicado el padre de la menor, Pablo de la Cruz en la petición, añadiendo que “esta persona es el monitor o profesional técnico en integración social (PTIS)”.

Solo hay un monitor en todo el colegio para atender a 17 niños con necesidades especiales”, ha afirmado el progenitor, indicando que “la gran cantidad de niños que dependen del monitor hace que este no disponga del tiempo necesario para cada uno de ellos”, ha dicho.

Así, ha hecho referencia a que “si hay una excursión de la clase de mi hija o vamos los padres o ella no puede ir”, ha ejemplarizado.

A pesar de que la situación ya es lo bastante delicada, se suma otro problema, “cuando el monitor enferma o no asiste al trabajo, todos los padres cuyos hijos tienen necesidades especiales, tenemos que dejar nuestros trabajos para asistir al colegio a atender a nuestros hijos, porque no existe un refuerzo o sustituto para el monitor”, ha lamentado.

“Si el monitor se ausenta durante una semana, pues una semana que tenemos que estar yendo al colegio unas cuantas veces al día”, algo que actualmente está sucediendo, ya que según cuenta “lleva una semana de baja, que se puede prolongar a más de un mes”.

La ausencia de este técnico especializado provoca que “la niña está todo el tiempo sentada en su carro, sin poder utilizar su mesa, ni su silla, ni su andador”, ha incidido, preguntando que “¿De verdad llamáis a esto integración?, ¿No es nuestra vida bastante complicada ya como para encima tener que dejar el trabajo para asistir a nuestros hijos en el colegio?”, ha protestado De la Cruz.

“La escuela inclusiva promueve la igualdad de derechos para todos. ¿No tiene mi hija derecho a la educación?”, ha destacado, haciendo hincapié en que “sus limitaciones físicas y poca autonomía ya le impiden realizar muchas actividades, que el resto de niños realizan en el colegio, y que podría corregirse si hubiera personal disponible en ciertos momentos para integrase con el resto de su clase”, ha reivindicado De la Cruz.

 Asimismo, ha subrayado lo que supondría una “verdadera integración por parte de la administración, ya que en cursos pasados la niña mejoró notablemente su atención, motivación, integración y avance en el aprendizaje cuando alumnos en prácticas (monitores o maestros) le dedicaban cierto tiempo”. “Pero ni si quiera estamos solicitando eso, solo pedimos que, al menos, sus necesidades básicas como cambiarla de ubicación e ir al baño estén cubiertas diariamente”, ha ratificado.

La petición ya ha superado los 4.237 firmas y va en aumento, una solicitud que pretende, apelando a la vía del apoyo social, que “los pequeños estén bien atendidos y los padres podamos, al menos, trabajar sin problemas”, porque “¿Te imaginas tener que faltar al trabajo cada vez que el profesor/a de tu hijo/a falte al trabajo?”, ha manifestado el padre de la niña.

Todo ello, ha sido puesto en conocimiento de la administración autonómica, que desde la Consejería de Educación ha atendido el tema en el día de hoy. "Van a contratar a otro monitor para el colegio hasta final de curso, de modo que cuando se reincorpore el que está de baja habrá dos monitores de forma permanente, que es lo que realmente necesita el centro debido al elevado número de niños con necesidades especiales que tienen", ha asegurado a Viva Málaga el padre de la menor. Una solución que esperan que llegue en 24 horas, aunque solo se trata de una "promesa" y "no hay nada definitivo".

COMENTARIOS

Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai
Publicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
100.000 personas piden unidades específicas de trastornos alimentarios
chevron_right
Dos personas mueren al chocar su coche con un camión en Salobreña

¿Cansando de leer noticias?

Andalucía Información pone a disposición de sus lectores un servicio gratuito de lectura dictada. Entra en cualquier noticia y pincha sobre el botón rojo que hay debajo de la foto.