Actualizado: 10:27 CET
Jueves, 21/02/2019

Andalucía

Atrincherados en San Telmo

Cargos de confianza del PSOE plantean una demanda para que se les reconozca como técnicos de la administración

  • Fachada principal del Palacio de San Telmo
  • Se trata de trabajadores nombrados a dedo sin duración definida
  • La mayoría son periodistas, pero también hay secretarias y cocineros
  • Algunos cargos de confianza se desvinculan de la demanda por extemporánea

"Si no quieres que digan que esto es un cortijo, no actúes como si lo fuera". Lo dice un trabajador de la Junta de Andalucía. Uno de los muchos cargos de confianza contratados a dedo en la administración andaluza, que asume que la suya es una interinidad vinculada al superior que lo nombró, y muestra su disconformidad con la demanda planteada por un puñado de cargos de confianza de la Junta dependientes, en su mayor parte, a la Consejería de Presidencia.

El artículo 12 del Real Decreto Legislativo 5/2015, de 30 de octubre, por el que se aprueba el texto refundido de la Ley del Estatuto Básico del Empleado Público es, en este sentido, inequívoco: "Es personal eventual el que, en virtud de nombramiento y con carácter no permanente, sólo realiza funciones expresamente calificadas como de confianza o asesoramiento especial, siendo retribuido con cargo a los créditos presupuestarios consignados para este fin". Y añade el mismo artículo: "El nombramiento y cese serán libres. El cese tendrá lugar, en todo caso, cuando se produzca el de la autoridad a la que se preste la función de confianza o asesoramiento".

Fuentes de la Oficina del Portavoz del Gobierno de la Junta indicaron a este periódico que estos trabajadores tendrían que cesar este mismo martes, cuando lo haga el consejero Manuel Jiménez Barrios, del que dependen.

Son varias decenas, según han confirmado las fuentes de la Oficina del Portavoz mencionadas, a la que están adscritos en su mayoría los trabajadores que han planteado la demanda contra la administración pública andaluza para que se reconozca como trabajo técnico y estructural el que han venido realizando como cargos de confianza, en ocasiones, desde hace varias décadas.

Existe, no obstante, una división importante en el colectivo de los cargos de confianza de la Junta. No todos comparten los motivos de la demanda. Hay quienes consideran que es una actitud de "atrincheramiento" en el cargo. "Cuando entras sabes las condiciones. Ahora toca irse sin hacer ruido", apunta uno de los trabajadores que asume que con el cambio de Gobierno en la Junta se da por cerrada una etapa en su carrera profesional.

En el fondo, los firmantes dan por hecho su cese, pero aspiran, al menos, a que se les indemnice por el tiempo que han estado trabajando para la administración. Y la ley no contempla la indemnización por despido en el caso de los cargos de confianza.

La información la adelantó hace unos días elindependiente.com. "Cargos de confianza del PSOE plantean una demanda colectiva para quedarse en la Junta" era el titular. Estos trabajadores se han puesto en contacto con el despacho de Cuatrecasas para que prepare la demanda.

Las reacciones no se hicieron esperar. La Asociación de la Prensa de Sevilla (APS), a la que pertenecen muchos de los periodistas detrás de la demanda (que incluye también a secretarias y hasta cocineros, según elindependiente.com), emitió un comunicado en el que pedía al nuevo presidente de la Junta que "garantice la continuidad de los periodistas que desarrollan su labor profesional en la administración autonómica" y pedía también al nuevo Gobierno "respeto profesional para todos ellos".

La reivindicación de la APS

Muchos profesionales de la información, algunos socios de la APS, manifestaron en las redes sociales su indignación ante el comunicado de la asociación, que envió un nuevo escrito asegurando que "es mentira que la APS reclame que cargos de confianza se queden en la Junta de Andalucía”.

La APS recordaba que lleva tiempo reclamando que en la Relación de Puestos de Trabajo (RPT) de la administración andaluza se incluya la categoría de "periodista" entre los puestos de carácter técnico y estructural con que ha de contar la Junta. Andalucía es la única comunidad que no lo tiene. Griñán, en 2013, se comprometió a incluir la categoría de "periodista" en la RPT. Pero dimitió y hasta ahora no se ha hecho nada.

La APS, en su segundo comunicado matizaba que lo que pedía al nuevo presidente era que mantuviera a los periodistas de la Junta "hasta que se incluya la categoría laboral de periodista en la RPT y se convoque un concurso de oposición público".

En ese concurso oposición, sin embargo, no podría contabilizarse la experiencia acumulada por estos periodistas, ya que el RDL 5/2015 mencionado deja claro que "la condición de personal eventual no podrá constituir mérito para el acceso a la Función Pública o para la promoción interna".

COMENTARIOS

Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
Dos fallecidos y un herido en un accidente en la N-323
chevron_right
Moreno hará público este lunes los nombres del nuevo Gobierno andaluz