Quantcast
El tiempo en: Andalucía
26/09/2021

Andalucía

El acuerdo de financiación del Plan de Vivienda dará criterios "objetivos" y "transperencia" a los adjudicatarios de VPO

La Junta y 33 entidades financieras marcaron ayer la letra pequeña del Plan Concertado de Vivienda y Suelo 2008-12

Publicidad Ai
Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai
  • El presidente de la Junta, Manuel Chaves, observa cómo firma el presidente de Unicaja, Braulio Medel.
  • Los préstamos deberán estar avalados por un informe de la Consejería de Vivienda

El acuerdo de financiación del Plan Concertado de Vivienda y Suelo 2008-2012, suscrito ayer entre la Junta de Andalucía y 33 entidades financieras, dará "condiciones y criterios objetivos y concretos que deben cumplir los beneficios para obtener el crédito solicitado" y dará "transparencia al mercado en el cumplimiento de requisitos", según destacó el presidente de la Junta de Andalucía, Manuel Chaves, que resaltó el carácter "pionero" de este convenio, que, a su juicio, generará "confianza y certidumbre a los ciudadanos y a los promotores para garantizar que el Plan cuenta con financiación suficiente".

 

El convenio, que contempla el compromiso de cajas y bancos para financiar con hasta 9.550 millones de euros actuaciones de VPO, rehabilitación y suelo -en concreto el 93% actuaciones de vivienda protegida y el resto se reparte entre rehabilitación y actuaciones de suelo- , supone "ratificar los compromisos de financiación que adquirieron las cajas y bancos en la firma del Pacto por la Vivienda el pasado mes de diciembre".

 

La principal novedad que recoge el acuerdo firmado es el establecimiento de las condiciones "objetivas" que se exigirán a los adquirentes de una VPO para obtener un crédito hipotecario, y será la "primera ocasión" en España en la que se alcanzan un compromiso de este tipo entre la Administración y las entidades financieras.

 

De esta forma, bancos y cajas establecerán como criterios esenciales para otorgar los préstamos la ausencia de informes negativos relativos a la existencia de impagos anteriores; la acreditación de la permanencia de la renta declarada de hasta tres años; una relación entre los ingresos declarados y las cuotas de todas las deudas financieras que no supere el 40 por ciento; y un importe líquido de los ingresos que, tras el pago de la cuota mensual, no quede por debajo del Salario Mínimo Profesional. No obstante, estas condiciones podrán ser sustituidas por la presentación de avales u otras garantías financieras.

 

Con estos requisitos, la adjudicación de los créditos de vivienda protegida quedan sujetos, a juicio de Chaves, "a un mayor grado de transparencia, dado que los ciudadanos conocerán, con carácter previo a la solicitud de los préstamos, si encajan en el perfil que los bancos y cajas de ahorro estiman como suficiente para la concesión de una hipoteca".

 

Al mismo tiempo, resaltó que la fijación de unos criterios objetivos "otorgará una mayor agilidad en el proceso de concesión de los créditos, por lo que en el convenio se recoge igualmente que las entidades deberán pronunciarse en sentido positivo o negativo en un plazo máximo de dos meses".

 

Visto bueno de la Junta

 

Asimismo, como garantía adicional, los préstamos estarán avalados por un informe de la Consejería de Vivienda y Ordenación del Territorio con carácter previo al otorgamiento del préstamo que garantizará las condiciones que se establecen en el convenio. El plazo de este informe de autorización del crédito será de 15 días, aunque en el caso de agotarse el plazo se entenderá la aceptación del mismo.

 

De los 9.550 millones que aportarán cajas y bancos para financiar el Plan de Vivienda y Suelo 2008-2012, 4.917 millones procederán de las cajas de ahorro andaluzas; casi 3.100 millones de la banca privada; 1.160 millones de las cajas de ahorros no andaluzas; 225 millones de las cajas rurales; y los 150 millones de euros restantes llegarán del Instituto de Crédito Oficial (ICO), cuya financiación irá dirigida preferentemente a los programas de viviendas en alquiler, alojamientos protegidos para universitarios y para la integración social, así como la rehabilitación de barrios y centros históricos y actuaciones en materia de suelo.

 

Estos 9.550 millones de euros servirán para financiar los diferentes programas de vivienda protegida, rehabilitación y suelo que financia directamente la Junta, o para financiar aquellas actuaciones que son reguladas por el Plan Estatal de Vivienda y que no obtengan financiación con cargo al convenio suscrito entre el Ministerio y las entidades de crédito.

 

Nuevas entidades adheridas

 

 

De esta forma, las entidades que suscribieron hoy el convenio de financiación del Plan son las 31 entidades financieras que firmaron inicialmente el Pacto Andaluz por la Vivienda a finales de 2007, además de dos nuevas entidades adheridas, Caja Inmaculada y CajaMurcia.

 

Así, además de las citadas, están en el área de cajas de ahorros andaluzas, Unicaja, Cajasol, CajaSur, CajaGranada y Caja de Jaén; en banca privada firmaron BBVA, Banco Santander, Banesto, Banco Sabadell Atlántico, Banco de Andalucía, Banco Popular Español, Bankinter, Deutsche Bank y Banco Pastor. Entre las cajas de ahorros no andaluzas firmantes se hallan La Caixa, Caja de Ahorros del Mediterráneo, Caja Madrid, Ibercaja, BBK, Caja Badajoz, Caja Duero y Caixa Galicia; y entre las cajas rurales se encuentran Cajamar, Caja Rural de Granada, Caja Rural de Jaén, Caja Rural del Sur, Caja Rural de Córdoba, Caja Rural de Utrera, la Caja Rural de Adamuz, la Caja Rural de Cañete de las Torres y la Caja Rural de Baena. Además en el acto estuvo presente el Instituto de Crédito Oficial.

 

El importe de las hipotecas que se concedan en virtud de este convenio serán como máximo del 80 por ciento del valor de la vivienda, con un plazo de amortización de 25 años que podrá incrementarse si lo acuerdan entidad y adquirente. Además no se podrá aplicar ninguna comisión en los préstamos.

 

Asimismo, está prevista la creación de una comisión de seguimiento para efectuar un seguimiento y control de la ejecución del acuerdo, así como un grupo de trabajo operativo que elaborará las herramientas informáticas necesarias para la tramitación de los créditos y para agilizar el intercambio de información entre la Administración y las entidades.

 

Objetivos del plan

 

El Plan Concertado de Vivienda y Suelo 2008-2012 contempla la promoción de 132.000 viviendas protegidas, así como 135.000 actuaciones de rehabilitación y 40.000 de suelo, con una inversión estimada de unos 12.000 millones de euros, de los que 3.000 saldrán directamente de las arcas públicas. A fecha de 17 de noviembre, el número de viviendas calificadas provisionalmente para venta y alquiler asciende ya a 11.816, lo que supone un 84,4 por ciento del objetivo de 14.000 calificaciones fijado para el presente año.

 

En el acto de firma presidido por Chaves, el presidente de la Junta destacó que la firma de estos convenios supone "dotar de certidumbre y confianza al mercado de la construcción y los ciudadanos" en la actual situación de crisis, ya que "por primera vez se fijan en España condiciones objetivas que deberán cumplir los beneficiarios de VPO".

 

Tras resaltar el carácter "ambicioso" del Plan y apostar por las políticas "anticíclicas que ayuden a combatir la crisis", Chaves destacó el compromiso de las entidades financieras "por su capacidad de adaptarse a las circunstancias" y por el incremento de los cupos comprometidos por gran número de entidades.

 

Además intervinieron en el acto la directora general de Inversión y Financiación del ICO, Rosa Casero, que recordó la colaboración del ICO en los planes de vivienda de la Junta desde el año 1999; el presidente Caja Rural de Granda, Antonio León; el director ejecutivo territorial de La Caixa, Juan Reguera; el director territorial Sur de BBVA, Agustín Vidal; y el presidente de Unicaja, Braulio Medel, quien destacó la importancia "económica y social" del Plan en un momento de crisis y consideró que el acuerdo "es plenamente factible, tiene unos planteamientos realistas y que aportan transparencia a la gestión de créditos".

COMENTARIOS