Quantcast
El tiempo en: Andalucía
Lunes 19/04/2021

Andalucía

Griñán deja la crítica para la oposición y pide al PP que deje las agresiones verbales y calumnias

El presidente de la Junta, José Antonio Griñán, dejó ayer a la oposición las críticas a la gestión de sus cien días de Gobierno y consideró posible alcanzar pactos en materia de agua o educación, aunque consideró ?necesario? que el PP abandonase ?las agresiones verbales y las calumnias?

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
Publicidad AiPublicidad Ai
  • El presidente de la Junta, José Antonio Griñán.
  • Señala que los presupuestos para 2010 serán muy restrictivos, excepto para Educación
El presidente de la Junta, José Antonio Griñán, dejó ayer a la oposición las críticas a la gestión de sus cien días de Gobierno y consideró posible alcanzar pactos en materia de agua o educación, uno de los pocos departamentos que no sufrirá restricciones en los presupuestos del próximo año, aunque consideró “necesario” que el PP abandonase “las agresiones verbales y las calumnias” para alcanzarlos.

Griñán no quiso ayer hacer autocrítica, dejó ese trabajo “a la oposición” y se dedicó a defender las cien medidas que dijo haber adoptado en sus cien días al frente de la Junta de Andalucía, una responsabilidad que dice le ha “rejuvenecido” porque le gusta los desafíos “a largo plazo” e incluso vaticinó que, si lo quiere su partido, dentro de tres años volvería a jurar el cargo como nuevo presidente andaluz.

Reconocía el presidente, a la vez que iba desgranando las medidas adoptadas por su Gobierno, que las elecciones europeas (que el PSOE ganó y el “PP de Arenas volvió a perder”), la negociación del sistema de financiación y la crisis económica han marcado sus cien días de Gobierno, apuntando que a la vez que se han adoptado medidas excepcionales se han ido poniendo las bases para consolidar un nuevo modelo productivo, que volvió a hilar con el proyecto de Andalucía Sostenible.


Este proyecto será el eje del VII Acuerdo de Concertación Social que se mostró convencido que se firmará a principios de otoño y desvinculó la negociación andaluza de la estatal, puesto que aquí siempre se ha puesto el programa económico sobre le mesa para negociarlo punto por punto.

Sobre el millón de parados, prefirió recordar que hay 3 millones en activo y 500.000 empresas, y que Andalucía ha aumentado sus afiliaciones gracias a los planes del Gobierno y la Junta, aunque advirtió que “vienen meses malos en otoño”.

La crisis y el descenso en los ingresos tributarios influirá y mucho en los próximos presupuestos, que serán “muy restrictivos” en todas las áreas a excepción de Educación, las prestaciones a los desempleados y los servicios a los dependientes, mientras que se contendrá el gasto en sanidad.

De hecho, educación -la política por excelencia, decía- y agua son las dos áreas donde cree que el consenso es posible con la oposición, especialmente con el PP, aunque consideró necesario que terminen con la política de “agresiones verbales y calumnias” a dirigentes socialistas, mostrándose satisfecho con que la Fiscalía haya entendido “lo mismo” que la Junta en relación al caso Matsa, “que fue un proceso trasparente sin causa de incompatibilidad ni delito”.

Griñán consideró que el PP “exorciza sus propios problemas en el Gobierno” y le pidió a la oposición “un poquito más de energía y dedicación a los andaluces y no tanto insultar”, no sin antes ironizar diciendo que le gustaba esa oposición porque “no es ganadora y es muy aficionada a los sillones de la oposición”.

La oposición le recuerda el millón de parados

PP e IU centraron ayer sus críticas a los cien días de Gobiernod e José Antonio Griñán en el millón de parados registrados en la comunidad. Así, según los portavoces del PP de Presupuestos, Salvador Fuentes, e Infraestructuras, Jaime Raynaud, señalaron que el balance se puede resumir con la palabra "paro", ya que es la comunidad con mayor tasa de España, y vaticinaron que sin cambios en la política económica habrá "más deuda, más déficit, más paro y más impuestos", por lo que es necesario que "rectifique y enderece el rumbo" de la comunidad andaluza.

Además de un "parón" en infraestructuras y obra pública por parte de la Junta, los cien días han dejado encima de la mesa un "retraso" en la concertación social, y un "fracaso" en la posición andaluza en la financiación autonómica, ya que con el modelo aprobado Andalucía es una comunidad "claramente perjudicada", según Raynaud.

De la misma forma, reprochó que no esté "por la labor" de resolver el problema de la financiación local, pese a que los ayuntamientos están "clamando" por que se resuelva este problema.

Mientras, el coordinador general de IULV-CA, Diego Valderas, calificó de "continuista" y "dramático" los cien primeros días de gobierno de José Antonio Griñán, de quien dijo que es el "presidente del millón de parados" y que confunde la austeridad con recortes en materia social.

"No sé si han sido los cien primeros días de Griñán o los cien primeros días sin Chaves", ironizó el líder andaluz de IU, quien dio un "suspenso" a las tareas ejecutivas de la Junta.

En su opinión, el presidente andaluz ha tenido "más penas que glorias al empecinarse en las políticas neoliberales aplicadas en los últimos años" y que ha llevado a la comunidad a rozar el millón de parados.

COMENTARIOS