Actualizado: 21:44 CET
Sábado, 21/04/2018

Sevilla

El juicio contra Ikea se suspende, ahora, por falta de documentación

El juzgado de lo Social 11 no había solicitado a la Inspección de Trabajo la documentación relativa a los trabajadores demandantes

Cargando el reproductor....

La ausencia de la documentación de la Inspección de Trabajo, que no había solicitado el juzgado a pesar de haberla requerido las partes, ha provocado la suspensión del juicio contra Ikea Ibérica SA, CM Auxiliares y Seringlobal por cesión ilegal de trabajadores en la tienda de la multinacional sueca en Castilleja de la Cuesta (Sevilla). El nuevo juicio ha sido fijado para el 11 de junio de 2018, casi dos años después de que Ikea rescindiera su contrato con CM Auxiliares y dejara a 16 personas sin empleo.

Según ha informado el abogado de los trabajadores, Francisco de Borja Ortas Luceño del bufete Bidón Abogados, el juzgado de lo Social numero 11 de Sevilla no había solicitado a la Inspección de Trabajo la documentación sobre la plantilla afectada, a pesar de que se había pedido por parte de la defensa, provocando la nueva suspensión del juicio.

Ikea apoyó el retraso

Durante la vista celebrada este lunes en el edificio Noga de Sevilla capital, la defensa de los diez empleados demandantes requirió a la magistrada que prosiguiera el procedimiento con la documentación existente, pero la representación legal de Ikea Ibérica rechazó ese extremo, por lo que se determinaba la suspensión del juicio.

La fecha para el próximo juicio se ha fijado para dentro de un año, en concreto, el 11 de junio de 2018, sumando casi un año más de retraso a un procedimiento que afecta a diez de los 16 trabajadores despedidos hace un año, parte de los cuales continúan aún sin empleo alguno.

La suspensión de procedimientos laborales por falta de documentación, ya sea por parte del los juzgados, de la Inspección de Trabajo o de algunas de las partes implicadas en el proceso, es habitual en el ámbito de lo Social aunque en este caso ya se dio el pasado marzo, en la primera cita judicial del caso, pero en aquella ocasión se sumó a la falta de documentos la petición de una de las partes de unificar procesos judiciales.

Primera suspensión

En aquella ocasión se debió a que, originariamente, los diez empleados presentaron dos demandas diferenciadas (cinco y cinco trabajadores), aunque en los mismos términos y contra los mismos demandantes, y llegada la fecha del primer juicio en marzo una de las empresas demandadas, Seringlobal -actual adjudicataria del servicio que prestaba CM Auxiliares y que no subrogó a la plantilla cuando fue contratada por Ikea- solicitó que se unificaran las demandas, a lo que accedió la titular del juzgado de lo Social 6 en el que se celebraba la vista.

Con este nuevo retraso, los trabajadores sumarán casi dos años de espera en su pretensión de demostrar que Ikea era la "empleadora real" de la plantilla de CM Auxiliares y que ésta sólo existía para "ceder" los trabajadores a la multinacional sueca.

A pesar del nuevo retraso, los trabajadores han confirmado que seguirán en su lucha y ya han anunciado que convocarán una gran marcha, que terminará en las puertas de la tienda de la multinacional en Castilleja de la Cuesta, el próximo 18 de septiembre, el día de mayor venta de Ikea.

Como ha venido informando Viva, a principios del pasado verano Ikea decidía prescindir de los servicios de CM Auxiliares, una empresa cuya única actividad era cederle la plantilla a la multinacional del mueble y que, tras la rescisión del contrato, ni siquiera tenía fondos para afrontar el despido de los 16 trabajadores que se quedaron en la calle. 

Diez de esos trabajadores emprendieron una lucha legal contra Ikea, su empresa originaria y la que le sustituyó por cesión ilegal de plantilla, al entender que la empleadora real era la multinacional sueca. Su objetivo, la readmisión de la plantilla.

COMENTARIOS

Andaluca Informacin Andalucía Información