Actualizado: 14:03 CET
Viernes, 13/12/2019
Publicidad Ai
Publicidad Ai

El líder se alimenta de las miserias de la UD Las Palmas

De la desazón al éxtasis en tan sólo cuatro minutos de juego


Ignacio S. Acedo escribe en As que “el Xerez aplicó su rodillo con un manual de extrema crueldad. Pasó la tarde en el Gran Canaria masticando el saqueo, sin oposiciones de ningún tipo y fiando su suerte a la vena oportunista de Antoñito y la electricidad que vino con Sarmiento. Hasta el último minuto, la Unión Deportiva ofreció pulmones y un comportamiento ortodoxo. Jugó como hacía tiempo no se recordaba, en un reparto orquestal de talento con Jorge y Pitu al frente. Fue un trabajo lleno de dignidad que, por momentos, entusiasmó a su gente, entregada a semejante labor coral con la entonación de sus cánticos vitalistas. Con el 2-1, con el tiempo casi cumplido, nada anunciaba la mordida mortal del Xerez, en el que, incluso, se detectaban síntomas de resignación. Pero la tropa de Esteban guardó su veneno para cuando no había redención posible. Antoñito, que ya había soltado metralla antes, no desaprovechó una golosina, tras aclarado defensivo, para nivelar rentas. Ya era excesivo premio para volver a Chapín. Hasta que Sarmiento decidió que no era suficiente y se apuntó el tercero de la tarde ante la perplejidad general. Así se maneja el líder, al que no le han agujereado sus últimos titubeos al menos en eficacia, porque en lo que respecta al procedimiento hasta el propio entrenador censuró a los suyos. Un ejercicio de sinceridad que le honra.
La ansiedad llevó a la ruina a Las Palmas. En todos los goles del Xerez se dejó algún deber pendiente en la retaguardia, lo que aumenta la irritación de unos futbolistas que no ahorraron ni un gramo de implicación y orgullo profesional. Es una lectura etérea porque no computa en puntos, pero sí aventura otro horizonte de consolidar estos progresos. Porque, así, jugando sin frenos ni complejos, hay materia de sobra para mitigar el vértigo y acercarse a un presente más próspero. Léase huir del descenso sin apreturas hasta junio. Del Xerez, con el tremendo botín que se llevó en su apuesta por el mínimo riesgo, las conclusiones llegan desde la satisfacción. Le falta algo y si no sale del bostezo su posición de privilegio entrará en la rifa. Trabajo hay, por tanto, para vencedores y vencidos”.
Manuel Borrego, en el diario canario La Provincia escribe que “la audiencia que acudió al Estadio de Gran Canaria vivió uno de esos instantes de perplejidad que convierten al fútbol en un espectáculo tridimensional, capaz de llegar al éxtasis y a la decepción en el mismo vagón. Corría el minuto 88 cuando el público ya saboreaba la merecida victoria de la UD Las Palmas sobre el líder, Xerez. Apenas unos momentos antes se había abortado la celebración de un hipotético tercer gol amarillo, por anotarlo en fuera de juego Gerardo. Pero sucedió lo imprevisible. Dos errores consecutivos de la zaga grancanaria convirtieron la fiesta en pesadumbre, la alegría se volvió bochorno y la esperanza en desazón. En esos últimos cuatro minutos del partido Las Palmas encajó dos nuevos goles que apuntalan al Xerez en el primer puesto e incendian un proyecto que vive al borde del abismo. El consejo de la UD, pese al duro castigo, no encontró esta vez argumentos para aplicar la ejecución del entrenador Vidales. Gustaron las formas del equipo, aunque el resultado es un golpe a los órganos vitales. Como los gatos, el técnico agotó anoche una de sus vidas... pero la derrota le mantiene en el patíbulo”. Finaliza su crónica indicando que “Las Palmas se recreaba en su triunfo parcial cuando apareció un nuevo error, esta vez en el lateral derecho. Antoñito estaba en el punto de penalti preparado para recoger el regalo y llevar el empate a un minuto de la conclusión teórica del partido. Y, sin digerir el mal trago, Sarmiento puso el Estadio boca arriba”.
El corresponsal de la Agencia Efe indica en su crónica que “El Xerez se lleva los tres puntos en el Estadio de Gran Canaria (2-3). Los andaluces se adelantaron en la primera parte y poco después empató Marcos Márquez. En la segunda parte, los amarillos cobraron ventaja y todo apuntaba hacia una victoria de los de Vidales. En el tramo final, el Xerez hizo dos goles y deja a la UD agonizando. El  Xerez, líder de la Segunda División de fútbol, remontó la ventaja que había adquirido La Unión Deportiva Las Palmas y le venció en un partido de atractivos, y con momentos puntales de juego de ida y vuelta. Respondió al final el cuadro jerezano y propició desajustes defensivos”.

Opinión

Se presenta una semana en la que lo deportivo, ojalá, debe primar sobre lo otro. Lo del ya ex presidente fue una tormenta  en plena primavera que ha tenido sus daños colaterales a nivel de imagen, pero que no puede ir más allá ya que se ha tratado de un hecho que atañe fundamentalmente al ámbito personal del propio ex primer mandatario azulino. Lo que ahora prevalece es que el Xerez, aunque  ganando en el último suspiro, es líder una semana más y que cada vez le restan menos puntos para llegar a la soñada meta de la Primera División. Ya este reto, ciertamente, desborda el círculo xerecista y debe pasar a convertirse en una cuestión de ciudad, porque un Xerez en Primera propone diecinueve jornadas de fiestas, de visitantes y de dinero regado en la ciudad que no puede dejar indiferente a nadie. El mundial de motos deja dinero en tres días, pero estamos hablando de un acontecimiento deportivo que movería a veinte mil personas en Chapín y a otras tantas de miles fuera de Chapín y no un día sino durante diecinueve fines de semana. Pero es que, además, Jerez ciudad estaría promocionada en prensa - tres millones largos de lectores diarios sólo en la deportiva de Madrid y Barcelona-, radio y televisión y no por los dislates extradeportivos sino porque el Xerez sería el rival del Madrid, del Barcelona, del Atlético, del Athletic, del Valencia o del Villarreal, al margen de que en Jerez se vivirían hasta cinco derbis andaluces con lo que ello conlleva a nivel de afluencia de aficionados y no aficionados. Xerez ya no sólo sería el centro neurálgico, de la provincia, el primer centro logístico del transporte, la primera ciudad por extensión y por habitantes, sino también el espejo deportivo en el que obligatoriamente deberían de mirarse todos aquellos aficionados al buen fútbol, que tendrían que venir hasta el Estadio Chapín para catarlo.

COMENTARIOS

Publicidad Ai
Publicidad AiPublicidad Ai
Publicidad Ai
Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
Llegan a puerto en buen estado 18 inmigrantes
chevron_right
55 millones para acciones contra el cambio global en Sierra Nevada