Andalucía

Macron viaja a Nueva Caledonia para frenar la violencia y recuperar el diálogo

El territorio autónomo del Pacífico escenario de graves disturbios desde hace diez días, que han causado seis muertos y graves daños

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Macron. -

El presidente francés, Emmanuel Macron, vuela este miércoles a Nueva Caledonia, el territorio autónomo del Pacífico escenario de graves disturbios desde hace diez días, que han causado seis muertos y graves daños.

Macron, que viaja acompañado de los ministros del Interior, de Defensa y de Territorios de Ultramar, busca recuperar el diálogo entre los independentistas y los partidarios de la continuidad en Francia, según explicó la portavoz del Gobierno al anunciar el desplazamiento.

Pero el presidente, que salió de París en la noche del martes, no llegará hasta la mañana del jueves hora local, debido a la larga duración del viaje (más de veinte horas) y a la diferencia horaria.

En el avión presidencial viajan también tres altos funcionarios que han tratado la cuestión de Nueva Caledonia en distintos puestos durante los últimos gobiernos.

La jornada del miércoles ha sido "más tranquila" a pesar de algunos incendios, según indicó el alto comisario del territorio, Louis Le Franc, en su conferencia de prensa diaria.

La policía, apoyada por los bomberos, ha continuado realizando tareas de retirada de barricadas para asegurar la reanudación de la vida normal.

El total de detenciones desde el inicio de los disturbios es de más de 280, mientras que 84 policías y gendarmes han resultado heridos.

La Franc añadió que habrá una congelación de las cotizaciones fiscales y sociales, así como un sistema de desempleo temporal, a fin de ayudar a la recuperación económica de empresas y ciudadanos.

En cambio, el territorio ha sufrido hoy un ciberataque de "un alcance inédito", con millones de correos electrónicos enviados desde distintos países para intentar saturar la red, según anunció el Gobierno regional.

El ataque comenzó después de que ayer se anunciara el viaje de Macron al territorio para una "misión" de restauración del diálogo.

Está previsto que cerca de 500 turistas extranjeros y franceses puedan continuar siendo repatriados a partir de mañana. Los vuelos salen de un aerodromo pequeño desde la capital, Numea, ya que el aeropuerto internacional de La Totounta sigue cerrado al menos hasta el sábado próximo. 

Envía tu noticia a: participa@andaluciainformacion.es

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN