Andalucía

Feijóo encara las europeas con el empuje de quintuplicar escaños y ganar a Vox en Cataluña

Feijóo proclamó en campaña que "el PP ha vuelto" en Cataluña y los resultados lo han confirmado

Publicidad Ai Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Feijóo. -

Las elecciones catalanas se han convertido en un empujón para el líder del PP, Alberto Núñez Feijóo, que encara ahora las europeas con el éxito de haber quintuplicado escaños y haber superado a Vox, aún cuando los de Santiago Abascal mantienen su fuerza.

Feijóo proclamó en campaña que "el PP ha vuelto" en Cataluña y los resultados lo han confirmado. El PP ha cerrado su agujero en esta región al pasar de 3 a 15 escaños y obtener representación en las cuatro provincias, con 11 escaños en Barcelona, dos en Tarragona, y un escaño en Girona y Lleida. Suman 231.795 votos hasta los 341.248.

El candidato popular, Alejandro Fernández, ha conseguido salir del suelo electoral que él mismo firmó en 2021 y ha obtenido una de las mejores marcas del PP en Cataluña, hasta el punto de que en Génova le comparan con Alicia Sánchez Camacho y Alejo Vidal-Quadras, que lograron máximos de 19 (2012) y 17 escaños (1995).

El PP cree que roba voto al PSC

La formación, la que más ha crecido en estas elecciones, no solo se ha comido los seis escaños que ha perdido Ciudadanos, sino que ha sumado otros seis. Y, dado que no ha conseguido erosionar a Vox, que mantiene sus once escaños y sube en votos, la lectura en el PP es que crecen robando votos al PSC.

En campaña, Feijóo dijo estar "convencido" de que serían cuarta fuerza y marcó la meta de acreditar que "el centro derecha catalán se llama Partido Popular de Cataluña". Sus expectativas se han cumplido.

Señaló además que "cualquier presidente del Partido Popular a nivel nacional sabe que sin Cataluña no podrá gobernar España" y los populares defienden ahora que esta mejora les acerca a la meta de llegar a Moncloa.

Porque no solo mejora el PP: mejora su bloque. Populares y Vox superan con 26 escaños en conjunto los 20 representantes que los dos alcanzaron junto a Ciudadanos en 2021.

EL PP cree que gana al PSOE en la competición por el centro, la que marca el rumbo de la política española, a consecuencia del descontento con la ley de amnistía y los pactos con ERC y Junts.

Con estos mimbres, y satisfacción en la sede nacional de los populares, el principal partido de la oposición encara las elecciones europeas del 9 de junio, que pretende presentar como un plebiscito sobre Pedro Sánchez. Son de circunscripción única y todos los ciudadanos están llamados a las urnas.

En frente, el PP tendrá a un PSOE crecido, al menos, en votos. El PSC ha ganado las elecciones catalanas y ha sumado nueve escaños, pero en el PP ponen peros a su victoria al entender que crecen a costa de ERC y que no les beneficia en el conjunto del país.

Además, el Govern está en el aire y esperan que el independentismo suba el precio a Pedro Sánchez, también en Madrid. En Cataluña, el PP no aclara qué hará con sus votos, aunque durante la campaña pidió al PSOE romper todos sus pactos con los independentistas.

Vox aguanta

Por otra parte, y aunque el PP se ha impuesto a Vox, el partido de Santiago Abascal ha mostrado su fortaleza en un momento de caída a nivel nacional y ha retenido sus once escaños en Cataluña, mejorando en 29.000 votos. Fuentes de la dirección nacional del PP atribuyen esta resistencia al voto emocional contra Carles Puigdemont.

La competición con Vox ha sido clave en la campaña del PP, que además de lidiar con el impacto de la reflexión de Pedro Sánchez, ha destacado por el endurecimiento del mensaje respecto a la ocupación, la seguridad y la inmigración irregular, elementos que agita Abascal y que también son determinantes en el debate europeo.

Feijóo llegó a pedir el voto a los que "no admiten que la inmigración ilegal se deje en nuestras casas ocupando nuestros domicilios" e hizo suyo el modelo del PP de Badalona, el de Xavier Albiol.

Alejandro Fernández sale reforzado

De las elecciones catalanas se pueden extraer otras conclusiones, como el hecho de que Alejandro Fernández, del que Feijóo dudó y al que tardó días en confirmar, ha quedado reforzado.

El dirigente catalán chocó abiertamente con su jefe de filas por los contactos con Junts, con los que rechaza dialogar, y ha tenido el aval de Isabel Díaz Ayuso, que le ha apoyado tres días de campaña.

Con la candidatura de Alejandro Fernández, el PP ha reafirmado el camino de la confrontación con el independentismo catalán. El próximo martes volverán a mostrar su rechazo a la vía emprendida por Pedro Sánchez frente al procés vetando la ley de amnistía en el Senado.

Los populares calientan así la campaña de las elecciones europeas, que arrancarán manifestándose el 26 de mayo en Madrid en contra de la ley de amnistía, la "política de bulos de Pedro Sánchez" y frente a la "sospecha de corrupción sobre su Gobierno, su partido y su entorno". 

Envía tu noticia a: participa@andaluciainformacion.es

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN