Andalucía

Los beneficios de Heineken caen un 14% el año que reestructuró su plantilla en España

La dueña de Cruzcampo y El Águila acordó un ERE en diciembre que impactó a 127 trabajadores en España

Publicidad Ai Publicidad Ai
  • La factoría de Cruzcampo.

El año 2023 fue testigo de una notable disminución del 14% en el beneficio neto de Heineken, que se ha situado en 2.304 millones de euros, una cifra que contrasta con las expectativas y con el rendimiento del año anterior. A pesar de este tropiezo en las ganancias, la empresa, fabricante en España de cervezas como Cruzcampo y El Águila, ha logrado incrementar sus ingresos hasta los 36.375 millones de euros, marcando un crecimiento del 4,9% en comparación con 2022. Este aumento de ingresos, sin embargo, no ha sido suficiente para compensar la disminución del 4,7% en el volumen de ventas de cerveza, que ha descendido hasta los 242,6 millones de hectolitros.

En territorio español, la situación de Heineken refleja una dinámica similar. La compañía ha reportado un crecimiento en los ingresos netos antes de atípicos y amortizaciones, impulsado principalmente por un ajuste de precios en respuesta a la inflación y por mantener un volumen de ventas estable. Este desempeño en España ha sido destacado por la empresa como un logro significativo en un contexto desafiante. Dolf van den Brink, presidente y CEO de Heineken, ha señalado: "El 2023 ha sido un año de desafíos, marcado por la necesidad de ajustar nuestros precios para hacer frente a la inflación en los costes de insumos y energía".

Heineken ha hecho frente a estos desafíos con una estrategia agresiva de productividad, logrando un ahorro significativo de 800 millones de euros durante el 2023. Para el 2024, la empresa se muestra cautelosa y anticipa que las condiciones económicas y geopolíticas globales seguirán presentando incertidumbres. En este sentido, se espera un incremento moderado en los costes variables por hectolitro, aunque la empresa confía en que los ahorros derivados de su programa de productividad, que se espera que genere al menos 500 millones de euros en 2024, compensarán estos aumentos.

La culminación de estos ajustes organizativos se vio reflejada en la implementación de un Expediente de Regulación de Empleo (ERE) en diciembre de 2023, que impactó a 127 trabajadores en España. Este proceso, que fue ratificado por el 85% de la plantilla, se enfocó principalmente en prejubilaciones y forma parte de un plan más amplio de eficiencia y digitalización. Con una plantilla de 1.434 empleados en España y un amplio portafolio de marcas reconocidas a nivel mundial, Heineken se encuentra en un momento de transición crucial.

Envía tu noticia a: participa@andaluciainformacion.es

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN