Curioso Empedernido

Atrapados en un relato

A veces en esta permanente búsqueda del equilibrio individual y colectivo, habían quienes se sentían como náufragos

Publicado: 07/12/2023 ·
12:10
· Actualizado: 07/12/2023 · 12:10
Publicidad AiPublicidad Ai
Autor

Juan Antonio Palacios

Juan Antonio Palacios es observador de la conducta humana, analista de la realidad y creador de personajes literarios

Curioso Empedernido

Curioso empedernido. Curioso de las tres pes, por psicología, la política y el periodismo, y alérgico a las fronteras y murallas

VISITAR BLOG

Era el momento de salir de aquella ratonera en la que se habían metido, atrapados en un relato en el que se encontraban enfrentados con su propia realidad, la oportunidad de hacer revivir sus recuerdos y redescubrir nuevos horizontes 

No podían dejarse arrastrar por el afán depredador de que todo se compra y se vende ,y tenían que darle un enfoque positivo a lo que sucediera en sus vidas: No deberían dejarse llevar por la falta de sensibilidad dominante en la que no importa nada ni nadie.

Deseaban salir de aquella red asfixiante, sabían que podían transformar sus formas de ver las personas y vivir los personajes y sentirse mejor con ellos mismos y con sus circunstancias. Entre cosidos y remiendos iban confeccionando sus capas de diferentes colores y tejidos.

Es injusto consentir que haya quienes pretendan ser protagonistas de nuestra existencia, y quieran marcarnos el guión de todo lo que tenemos que decir y hacer. Hemos de afrontar con sabiduría y autonomía nuestro trabajo y no dejar de exigir nuestros derechos,

Estaban empeñados en hacer desaparecer los fantasmas de sus historias, y en caso de que aparecieran sustituirlos por conexiones positivas, verdades fortalecedoras e incentivos imaginativos y creadores del sentido del humor.

Muchas veces nuestros paseantes, oían hablar de lo posible y lo imposible de la política, de lo realizable y lo utópico, de la palabra exacta y precisa y de vocablos etéreos y difusos, de abrazos y golpes, de idas y regresos, de tradiciones y vanguardias, de fortalezas e indefensiones. 

Lo fascinante de este relato en el que estaban envueltos es que cada cual lo vivía de forma distinta , y que entre resplandores y oscuridades, todos experimentaban diferentes rarezas, que les hacían sentir más agobiados o aliviados.

Aquellos personajes soportaban demasiados ruidos , y en su inquietud se encontraban en un continuo movimiento, entre el perderse y el encontrarse, las alegrías y las tristezas , las razones y las emociones, los cumplimientos y los incumplimientos ,las verdades y las mentiras, los beneficios y los perjuicios, los orgullos y los temores, las vulgaridades y las exquisiteces, los aficionados y los profesionales, las bellezas y las fealdades, las noblezas y las miserias, los éxitos y los fracasos.

A veces en esta permanente búsqueda del equilibrio individual y colectivo, habían quienes se sentían como náufragos perdidos en medio del océano , porque las cosas no estaban saliendo como ellos querían y sentían en su interior que cada vez tenían menos tiempo y más obligaciones , más dudas en sus mochilas y menos decisiones en su mesa.

Entre tantas críticas contraproducentes que les alejaban más de sus objetivos, sumidos en la nostalgia , les resultaba fascinante languidecer de aquella manera, lejos de sus ideas y de sus casas, pero en el fondo les parecía todo un acierto demostrar sus creatividades hasta en las perdidas.

Sin embargo a lo largo de sus andares y caminos , habían demostrado en más de una ocasión , que eran capaces de encontrarse a si mismos , buscando incesantemente las salidas a los callejones sin luces y con murallas , y logrando sorprender a todos, demostrando la alegría de encontrar burbujas de emociones donde solo había rutinas y desencantos.

Más allá de cualquier disquisición y elucubración inútil, cada cual jugaba apostando por encontrar formulas nuevas y planes más sorprendentes para salir de la trampa y dejar de estar atrapados en aquel relato sin fin.
 

Envía tu noticia a: participa@andaluciainformacion.es

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN