Andalucía

Page recuerda que el PSOE fue al 23J diciendo que la amnistía no era constitucional

Ha pedido que "si alguien quiere dar un cambio de enfoque o de idea", que lo explique o aclare en público

Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • García-Page. -

El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha recordado este miércoles que el PSOE se presentó a las elecciones generales del 23 de julio con el planteamiento de que la amnistía "no cabía" en la Constitución, por lo que ha emplazado a que se explique "si alguien quiere dar un cambio de enfoque o de idea".

En declaraciones a los medios de comunicación durante su visita a la Feria de Albacete, García-Page ha comentado de este modo la posibilidad de aprobar en el Congreso de los Diputados una ley de amnistía para los implicados en el "procés" al ser una de las condiciones de los partidos independentistas catalanes para apoyar la investidura de Pedro Sánchez como presidente del Gobierno.

García-Page ha admitido que le preocupa la posibilidad de una amnistía y "el conjunto del debate territorial", y sobre la amnistía ha pedido que se aclaren "dos obviedades".

Por un lado, ha señalado que no han pasado ni dos meses desde las elecciones generales del 23 de julio, a las que el PSOE se presentó con el argumento de que "la amnistía no cabía en la Constitución".

"Desde el presidente del Gobierno hasta todo el Gobierno en pleno, todos los ministros se han hartado de decir que no cabía en la Constitución, y era la contestación que se le daba permanentemente a Esquerra Republicana. Por tanto, que lo que no cabía en la Constitución quepa de un día para otro, esto, de entrada, como comprenderán, es enormemente grave", ha reprochado García-Page.

Por ello, ha pedido que "si alguien quiere dar un cambio de enfoque o de idea", que lo explique o aclare en público.

"Lo último que le he escuchado al presidente del Gobierno hablar de amnistía es que no cabía en la Constitución. Todavía no he escuchado otra cosa y esperaré a escucharle para poder valorar", ha subrayado.

En segundo lugar, ha considerado que los demócratas de España deberían practicar "una simple medicina previa" ante los independentistas catalanes, de forma que se les escuche "cuando primero hayan reconocido el camino constitucional", se ratifiquen en el camino constitucional aunque tengan el objetivo de cambiarla, y manifiesten "un compromiso evidente de no volver a las andadas".

Pues a su entender, esta es "una obviedad que se quiere pasar por alto", ya que ha alertado de que si los independentistas catalanes "quieren la amnistía para volver a hacerlo, miel sobre hojuelas, más claro el agua".

En cualquier caso, y ante la posibilidad de una repetición electoral, García-Page ha augurado que su partido mejoraría los resultados de los pasados comicios "siempre y cuando no alimentara ninguna ambigüedad respecto a la vocación constitucional" ni sobre la igualdad de los españoles.

Respecto al acto convocado por el PP para el domingo 24 de septiembre contra la amnistía y por la igualdad de los españoles, el presidente castellanomanchego ha opinado que es legítimo, aunque ha subrayado que él no acudirá.

También ha pedido dejar a un lado el "lenguaje guerracivilista" que, a su entender, se está instalando en el debate público a raíz de la posible amnistía, porque "de los extremos no van a venir nunca las soluciones" y ha abogado por adoptar posiciones "mas ponderadas, más sensatas".

Envía tu noticia a: participa@andaluciainformacion.es

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN