Publicidad Ai
Publicidad Ai

Galicia

Asturias y Galicia piden la ampliación de las zonas despobladas

Han reivindicado este viernes la necesidad de que la Unión Europea modifique los criterios "restrictivos" que aplica

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai
  • Encuentro. -

Asturias y Galicia han reivindicado este viernes la necesidad de que la Unión Europea modifique los criterios "restrictivos" que aplica para la declaración de zonas escasamente pobladas y tenga en cuenta aspectos como el sobreenvejecimiento, la dispersión poblacional y la baja natalidad que afecta a ambas comunidades.

Así lo han avanzado este viernes los presidentes del Principado de Asturias y de la Xunta de Galicia, Adrián Barbón y Alfonso Rueda, respectivamente, tras mantener un encuentro bilateral sobre el reto demográfico en la localidad asturiana de Taramundi, cercana al límite entre ambas comunidades.

En rueda de prensa, ambos han explicado que reclamarán al Gobierno central que plantee a la Unión Europea la ampliación de los criterios, puesto que, actualmente solo Teruel, Cuenca y Soria son consideradas "zonas escasamente pobladas".

El objetivo de Asturias y Galicia es conseguir una serie de beneficios fiscales y ayudas directas para los territorios donde prestar servicios "cuesta más", ha subrayado Rueda, quien ha explicado que lo primero que ambos ejecutivos harán es intentar "convencer" al Gobierno de España para que su reivindicación llegue a las instituciones europeas.

"Los requisitos son tan estrictos que solo tres provincias son reconocidas", ha dicho, por su parte, Barbón, quien ha recalcado que si se amplían los criterios las comunidades "saldrán ganando".

"DECLARACIÓN DE TARAMUNDI"

Los presidentes autonómicos, que han acordado celebrar este tipo de cumbres bilaterales con carácter anual, han puesto en valor el trabajo conjunto de ambas comunidades para avanzar en cuestiones como el reto demográfico.

De este modo, Asturias y Galicia han suscrito hoy la denominada "Declaración de Taramundi" en la que se han comprometido a crear un "equipo permanente de trabajo" para intercambiar experiencias en los próximos meses y poner en marcha "políticas interesantes para ambos", ha precisado Barbón.

El texto acordado resalta la importancia de impulsar una agenda que confronte el reto demográfico con una "visión poliédrica" y recalca la necesidad de valorar "todos los aspectos con una incidencia real en el mundo rural contemporáneo y el papel y las funciones renovadas de las aldeas, las villas y las ciudades en un nuevo contexto de relación campo-ciudad".

También incide en que el despoblamiento del mundo rural, el envejecimiento generalizado de la población y el abordaje de la crisis demográfica "miran con preocupación el devenir" de los debates sobre el sistema de financiación de los servicios públicos, "donde el coste real ha de ser una variable que en modo alguno se puede obviar".

"No se trata de confrontar personas ni territorios, sino de ofrecer idénticos derechos y oportunidades a todos los ciudadanos con independencia del lugar en el que residan", sostiene el texto.

Envía tu noticia a: participa@andaluciainformacion.es

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN