Quantcast
El tiempo en: Andalucía
Martes 06/12/2022  

Andalucía

Cinco razones por las que quedar para hacer una paella es el plan perfecto para el verano

Es tiempo de mar, de reunirse con amigos y familiares queridos y disfrutar de una jornada inolvidable con una joya gastronómica. Es tiempo de arroz

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Paella de verano con Sabroz.
  • Y es que por algo es el plato más reconocido de la gastronomía española
  • Todo lo que se necesita es un buen arroz, como el de Sabroz, productos frescos de la zona y muchas ganas de pasarlo bien

El verano es la mejor época para disfrutar de actividades al aire libre. Hay vacaciones, los niños no tienen colegio. Es el momento más ideal para tomarse un merecido descanso, reencontrarse con familiares y amigos y hacer planes. explorar el relieve litoral de España, sus paisajes y accidentes costeros y por supuesto su rica gastronomía. Es un tiempo en el que es habitual quedar con esas personas a las que hace tiempo que no se ve y pasar un día agradable en cualquier espacio abierto. Y, cómo no, la gastronomía juega un papel fundamental en estas reuniones sociales. Es la excusa perfecta, pero siempre acertada, para reunirse en una casa, una terraza, un campo... un lugar amplio y confortable en el que es degustar el que es el plato estrella del verano, la paella.

Y es que por algo es el plato más reconocido de la gastronomía española. Es costumbre en la época estival 'reunirse para comer una paella', porque es tiempo de mar, tiempo de arroz. Si estás pensando en organizar un plan para pasar una jornada inolvidable con las personas que quieres, aunando ocio, diversión y deleitarse con un manjar exquisito, te contamos las cinco razones por las que quedar para hacer una paella es el plan perfecto para cualquier día de verano

1. Es una de las comidas más demandadas. Es garantía de éxito. Al ser una de las comidas más queridas y aceptadas se trata de un acierto seguro. Gusta a todos por igual, adultos y niños, y, además, hay una amplia variedad a escoger (paella de carne, de mariscos, pescados...) Nadie dirá que no a una paella.

2. Apuesta por los productos de la tierra. Nada de extravagancias ni experimentos. Hacer una paella es apostar por los productos de la tierra, lo cual es siempre garantía de calidad. Todo lo que se necesita es un buen arroz, como el de Brillante Sabroz, productos frescos de la zona y muchas ganas de pasarlo bien.

 

3. Es una de las comidas más sanas. Como uno de los máximos exponentes de la gastronomía mediterránea, la paella es un plato sano y equilibrado. Siguiendo las clásicas recetas es un menú perfecto. No engorda y tiene todos los nutrientes necesarios y recomendados y su digestión es fácil, por lo que todos podrán disfrutar de una sobremesa sin pesadez, lo cual es de agradecer en esta época del año.

4. Es una de las mejores comidas en relación calidad-precio. Al contrario que otras comidas más costosas, preparar una buena paella no requiere de ingredientes excesivamente caros. Su versatilidad y elaboración hacen que aventaje a la mayoría de comidas que se elaboran para grupos de personas.

5. Es un evento social. Ya sea junto al mar o en el campo o en la montaña, hacer una paella (siempre de manera responsable con el medio ambiente) es mucho más que disfrutar de una comida, es, en sí, un evento social. La paella no es sólo el momento de comer, es el ritual, es el antes y el después, es la preparación y elaboración acompañado de charlas y risas, de la degustación que aumenta el placer de la compañía, de momentos y recuerdos y de una sobremesa ligera.  

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN