Quantcast
El tiempo en: Andalucía
28/11/2021  

Curioso Empedernido

Nadie lo sabe

A veces las circunstancias nos obligan a ir a por todas y quedarnos sin nada

Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Juan Antonio Palacios.

A pesar que vivimos en una sociedad  con un exceso de información que en ocasiones da lugar a una infoxicación, resulta curioso, paradójico, incluso contradictorio como nos encontramos cada vez con un grupo más numeroso que no sabe nada, Será porque no se enteran o porque están intoxicados por paparruchadas que no les queda tiempo de digerir y reflexionar sobre lo importante.

En el segundo caso la vida está llena de fake news, tal vez  porque las mentiras venden o porque siempre hay tontainas dispuestos a comprarlas , aunque solo tengan humo,  y cuando lo habitual se convierte en deseable, pasa a ser necesario y finalmente termina como obligatorio, algo está mal.

Recorriendo el trayecto entre la inteligencia y la especulación, desde las visiones claras a los enfoques desenfocados, podemos encerarnos en una burbuja o respirar a pleno pulmón y sentir nuestra grandeza como seres humanos, pensando y expresando lo que analizamos y movidos por el ímpetu de llegar más allá de lo que esperábamos,.

Entre la confianza y la incredulidad , unimos o fracturamos , tranquilos e inquietos, empezando y terminando, con el miedo del comienzo y la alarma del final , los movimientos inmóviles y los cambios imperturbables , el ruido de la derrota y el silencio del triunfo.

A veces las circunstancias nos obligan a ir a por todas y quedarnos sin nada, a no poder estar dentro y fuera del sistema a la vez, a marcar distancia ante aquellos que fingen ser rebeldes , y solo son cachorros descerebrados o son voces que nada más que admiten e imponen sus propias reglas..

Debemos ser capaces de dejar vagar nuestra mente con algo ligero o una lectura agradable, sabiendo distinguir lo esencial de lo accesorio, sin querer necesariamente ser el primero sino aspirando a ser el mejor. Nada más lejos de nuestra intención que molestar a alguien que nos ha ayudado mucho. Seamos generosos y procuremos que no se enfade , explicándoles como han cambiado las cosas.

Hemos de extremar la prudencia en ciertos círculos y saber evitar las discusiones que no nos interesan . siempre habrá momentos distintos que serán mejores en muchos aspectos y no hemos de perder las ganas de aprender y emprender.

Denunciemos, en defensa de todos, a los profesionales de la revuelta que pretenden quemar cualquier esperanza de futuro. Nos da tiempo a muchas cosas y somos eficaces cuando nos organizamos bien, sin polémicas ni privilegios , sin sucesos ni conspiraciones.

Apaguemos el móvil y no dejemos que ocupe y controle nuestro tiempo. Tomarnos la vida como un maratón que nos obliga a recuperar fuerzas y descansar antes de seguir, sin despilfarros ni oscurantismos, sin precariedades ni confusiones, acciones ni actuaciones.

Es mucho mejor que impere la discreción , con serenidad, sin inquietudes ni impulsividades, sabiendo distinguir lo impecable de lo implacable, Resulta fascinante resaltar lo evidente, y subrayar palabras que nos inspiran confianza.

Nuestro compromiso y afán de superación , busca un reto que superar , sin dejar de aprovechar el rendimiento de nuestros talentos , estableciendo nuestras predicciones y previsiones , peticiones y prudencias , pasos cortos y de gigante.

Hay líderes que ignoran las emociones y los sentimientos frente a las estadísticas o el poder de los números frente a las personas.
                           

TE RECOMENDAMOS