Publicidad Ai
Publicidad Ai

Almería

El Obispado vende el colegio Virgen de la Chanca para enfrentar la deuda

Para poder hacer frente a la deuda de 28,6 millones de euros que va a mantener hipotecado su futuro hasta el año 2051

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Obispado de Almería. -

El Obispado de Almería ha formalizado la venta del colegio concertado privado 'Virgen de la Chanca' de la capital a la Congregación de los Padres Marianistas que lo gestiona desde hace varias décadas en el marco del Plan de Acción diseñado para poder hacer frente a la deuda de 28,6 millones de euros que va a mantener hipotecado su futuro hasta el año 2051.

La operación, cuyo coste se ha "ajustado a la tasación" del inmueble "realizada de modo anexo" a la auditoria elaborada por la consultora Deloitte a instancia del actual obispo, Antonio Gómez Cantero, ha contado con la aprobación "unánime" del colegio de consultores y también del consejo diocesano de economía, según han confirmado a Europa Press fuentes del Obispado.

Han explicado, asimismo, que la venta se debe a la situación económica de la diócesis de Almería, que "obliga a la enajenación de algunos bienes, como es el caso".

El Obispado ha destacado, en esta línea, la gran labor "social, educativa y evangelizadora" que realiza la congregación y ha asegurado que se "alegra" de que sean los padres marianistas quienes "continuarán su obra, ya como propietarios, en este querido colegio".

Por su parte, en un comunicado remitido a Europa Press, la entidad ha señalado que el Órgano Rector de la Red de Colegios Marianistas aprobó el 15 de diciembre por unanimidad la compra del colegio, cuyo propietario y titular ha sido desde el inicio la Diócesis de Almería, por parte de la Fundación de Educación Marianista Domingo Lázaro.

Ha afirmado que es un "importante paso" que "fortalece" la "presencia misionera en Almería", además de constituir "una seria apuesta por la continuidad del colegio" y ha remarcado que la fundación pasa a ser ya la entidad titular de los 20 colegios que forman parte de la red ya que el cambio de titularidad "se hará efectivo al inicio del curso próximo".

La Diócesis almeriense mantiene a la venta cuatro propiedades inmobiliarias en la capital y en el municipio de Roquetas de Mar por un importe global de más de 6,2 millones de euros. En 2022 pudo hacer frente al pago de 1,8 millones de euros de acuerdo al calendario de amortización de una deuda.

La propiedad de mayor valor es un edificio de oficinas de 5.360 metros cuadrados, construido en 2009 en la calle Limones de la capital, que cuenta con siete plantas, 97 plazas de aparcamiento y que salió al mercado por cuatro millones de euros.

El segundo activo en la ciudad de Almería es un edificio residencial en la calle General Castaños con seis apartamentos a reformar. Son 933 metros cuadrados en dos plantas, data de 1930 y se vende por menos de 780.000 euros.

En el municipio de Roquetas de Mar, el Obispado de Almería anuncia dos propiedades, un chalet y un solar, por el mismo precio que ronda los 750.000 euros. El primero cuenta con dos plantas en 557 metros cuadrados, con siete habitaciones, tres baños, plaza de garaje y piscina. La parcela es de 899 metros cuadrados y está "en buen estado".

El solar, urbano, se localiza en La Romanilla. Tiene 1.44 metros cuadrados y sobre el se pueden levantar, según la reseña en el portal, cuatro plantas y tres máximas subterráneas.

La auditoria concluyó que la Diócesis de Almería cuenta con una caja de 0,9 millones de euros, frente a una deuda total por importe de 28,6 millones de euros. El desglose señaló que 23,9 millones se corresponden con deuda directa --hasta 18 millones de euros-- e indirecta --5,9 millones de euros-- con entidades financieras mientras que el resto, unos 4,7 millones de euros, se corresponde con otros pasivos financieros.

Ante la situación financiera, la consultora propuso un plan de acción para poder hacer frente a las amortizaciones de deuda en el corto plazo con entidades financieras que pase, según las recomendaciones, por un "plan de reestructuración de deuda".

La medida incluía un "plan de desinversión de activos no estratégicos" o de "rentabilización vía alquiler", así como realizar una "reestructuración del gasto actual del Obispado mediante un control exhaustivo del mismo y una revitalización de los ingresos actuales de la organización".

Envía tu noticia a: participa@andaluciainformacion.es

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN