Quantcast
El tiempo en: Andalucía
Sábado 19/06/2021

Alcalá la Real

Alcalá la Real concederá a Paco Zúñiga el Escudo de Oro de la ciudad

El acuerdo, que será aprobado en el próximo pleno, ha sido anunciado por el alcalde, en el acto de descubrimiento de la placa en su homenaje, en Consolación

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
Publicidad AiPublicidad Ai
  • Descubrimiento de la placa en honor de Paco Zúñiga, esta tarde, en Consolación.

Alcalá la Real concederá el Escudo de Oro de la ciudad a Paco Zúñiga Martín, el sacristán de la iglesia de Consolación, asesinado el pasado 26 de febrero a las puertas de dicho templo. El acuerdo, que contará con la unanimidad de todos los grupos políticos con representación municipal, será aprobado en la próxima sesión del pleno, según ha anunciado el alcalde, Marino Aguilera, en el curso del acto de descubrimiento de la placa en su homenaje, celebrado en la tarde de hoy, 5 de mayo, fecha en la que habría cumplido 53 años.

Este sencillo acto, que ha contado con la presencia de numerosas personas congregadas en el Compás de Consolación, ha sido abierto por el párroco de Santa María la Mayor y arcipreste de Alcalá la Real, Juan Ramón Gómez. “El objeto de este acto es que nosotros, y las futuras generaciones guardemos siempre en la memoria el recuerdo de la vida y de la persona de Paco Zúñiga. Su existencia ha estado entregada a una vocación de servicio, llena de bondad, de cercanía y de humildad. Et exaltabit humiles… Y el Señor exalta a los humildes. Así exclamó la virgen al encontrarse con su prima Isabel para decir que el Señor glorifica a los pequeños, a los sencillos. Así reza también el lema de su querida hermandad del Señor de la Humildad, y así ha ocurrido con nuestro querido amigo Paco”.

Por su parte, el alcalde, Marino Aguilera, ha recordado que Paco Zúñiga no solo fue una persona cercana a la iglesia sino también al Ayuntamiento. “Como macero, estuvo orgulloso de llevar los colores de Alcalá, cada vez que desde el Ayuntamiento se le requería, y era alguien que desde luego daba brillo a la Corporación, por lo que representaba y quería a su pueblo”. Igualmente, el primer edil ha aprovechado este acto para agradecer “el ejemplo de sensatez y convivencia que primaron esos días, que fueron los más duros que llevamos en esta legislatura. Nadie esperaba que aquella tarde Paco muriera aquí, defendiendo aquello en lo que creía, en su iglesia, ya que lo que él quería era que se cumpliese la normativa. Se escucharon mensajes duros y se vivieron momentos tensos, pero al final Alcalá fue fiel a lo que siempre ha sido, un pueblo en el que prima la convivencia, y en el que sabemos portarnos bien los unos con los otros. Pero no debemos olvidar que debemos pedir justicia, y la más dura, con la persona que le arrebató la vida a Paco”.

Seguidamente, Marino Aguilera aprovechaba para anunciar el acuerdo de la concesión del Escudo de Oro de la ciudad, algo acordado pocas semanas después de su muerte entre los distintos grupos políticos. Será la primera vez que se conceda esta distinción recogida en el Reglamento de Honores de la localidad. “Se trata de un emblema heráldico, que será entregado en el mes de agosto, coincidiendo con las fiestas patronales, en el acto conjunto que celebramos Ayuntamiento y cofradía. El Escudo de Oro se otorga a personas que se distinguen por un recto ejercicio en su vida profesional o en el servicio a los demás. Paco, por haber muerto como héroe, y por su dedicación y entrega a Alcalá, tiene más que merecido esta distinción, que le será entregada a su hermano”.

Finalmente, el hermano de Paco Zúñiga, Antonio Jesús Zúñiga Martín, cerró el acto, con una emotiva intervención. “Qué manera tan especial de celebrar su cumpleaños, porque lo vamos a celebrar en el lugar que a él más le gustaba, en su segunda casa, o tal vez su primera casa, no lo sé. En su iglesia de Consolación. Especial por los presentes: amigos, miembros de cofradías, compañeros. Y especial, también, por este regalo, por el cariño, el respeto y la consideración que teníais todos hacia mi hermano y que habéis querido que quede de forma permanente en esta placa, tan sencilla como él era, sencillo y humilde. Por eso os doy las gracias de corazón”, ha concluido.

COMENTARIOS