Actualizado: 13:59 CET
Jueves, 05/12/2019
Publicidad Ai
Publicidad Ai

Alcalá la Real

Cristóbal Cano: “Tenemos muchísimo que mejorar en el sector olivarero"

Entrevistamos al secretario general de UPA-Jaén, en relación con la campaña de la aceituna que se iniciará próximamente

  • Cristóbal Cano Martín.

Afrontamos el inicio de una nueva campaña de aceituna en un momento en el que el sector olivarero afronta problemas ya recurrentes, como el bajo nivel de precios, unidos a otros nuevos, como las medidas arancelarias desde el mercado norteamericano. Sobre este y otros temas conversamos con el secretario general de la Unión de Pequeños Agricultores en la provincia de Jaén, Cristóbal Cano Martín. 

¿Qué estimación de cosecha hace UPA para la presente campaña en Alcalá la Real? Esta campaña en Alcalá la Real estamos sensiblemente mejor que la situación global de la provincia de Jaén en cuanto a producción estimada, por lo que podemos hablar de una cosecha en el entorno de los 90-95 millones de kilos de aceituna en nuestro término municipal con el añadido de que los rendimientos grasos a estas alturas de año y sin que se haya generalizado aún el comienzo de la recolección, son más altos que en campañas anteriores. Esto redundará en una considerable producción final de aceite que puede oscilar entre los 22 y 24 millones de kilos de aceite de oliva. Estos datos no dejan de ser estimaciones de producción y por tanto la evolución de la climatología en las próximas semanas pueden hacer variar la producción final de nuestro municipio.

¿Qué previsiones hay en términos de calidad? Este año se da la circunstancia de que la incidencia de la mosca del olivo es sensiblemente mayor que en campañas anteriores y esto puede incidir en la calidad final de nuestra producción, pero entendemos que la mayor parte de la cosecha nos dará un aceite de alta calidad; para ello desde UPA Jaén aconsejamos que no se demore el inicio de la recolección.

¿En qué medida cree que puede afectar en nuestra comarca el conflicto arancelario con los Estados Unidos? No cabe duda de que nos enfrentamos a una situación injusta y que nuestro sector ni merece ni es responsable de guerras comerciales en las que no tenemos nada que ver, como es el conflicto entre Boing y el consorcio Airbus. Confiamos que nuestro gobierno central y la Unión Europea continúen trabajando para eliminar estos aranceles que afectan al sector agroalimentario de nuestro país. A la UPA nos consta, y así pude comprobarlo personalmente el pasado mes de octubre en la reunión a la que asistí en Bruselas con la Comisión Europea, que estamos en una fase de negociación para revertirlos y que al tratarse de un litigio bilateral en pocos meses se resolverá el recurso presentado en la dirección contraria, es decir de la UE hacia EEUU, que puede concluir con una eliminación de esta injustificada medida de la administración Trump.

¿Cuál cree que va a ser el comportamiento de los precios? Si tenemos en cuenta que en nuestro sector, como ha quedado demostrado esta campaña, la ley de la oferta y la demanda no se cumple y además estamos presos de una especulación que está estrangulando a los productores, hacer predicciones del comportamiento de la evolución de los precios es algo muy aventurado. Lo que sí está claro es que necesitamos actuaciones que protejan los intereses del olivar tradicional, del olivar que tenemos en Alcalá la Real, y que pasan por medidas de regulación de mercados, un especial tratamiento en la próxima Política Agraria Común, incidir en la diferenciación de nuestros aceites frente a los obtenidos de otras variedades que proceden de formas de cultivo con las que nunca vamos a poder competir en precio, medidas de promoción que aumenten el consumo tanto interno como en nuevos mercados, etc…y todo ello con un cambio en la forma de hacer las cosas que tenemos que protagonizar los agricultores y que, si no hacemos ya, tendremos un complicado escenario para nuestras explotaciones.

¿A nivel de competitividad, cómo se está comportando el sector olivarero local según la perspectiva de UPA? Muy a mi pesar tengo que decir que tenemos muchísimo en lo que mejorar si pretendemos tener un buen futuro en lo que respecta al sector oleícola en Alcalá ya que aquí se reproducen con mayor intensidad muchas de las carencias y debilidades que tiene nuestro sector. Tenemos que ser conscientes que nuestro medio físico y disponibilidad de agua condiciona la forma de cultivo y por tanto tenemos que no dejar escapar el máximo valor añadido que seamos capaces de darle a nuestros aceites. Frente a esto nos encontramos con una grandísima atomización de nuestro sector productor con más de una docena de almazaras (entre cooperativas e industriales) en Alcalá y escasas iniciativas en la comercialización y diferenciación de nuestros aceites. Ambas cuestiones deben superarse y encarar el futuro de una forma diferente a como hemos hecho las cosas en años y décadas anteriores porque estamos en un momento en el que las circunstancias no son las mismas que en el pasado y las amenazas que afectan a nuestro olivar solo podremos superarlas haciendo las cosas de una forma radicalmente distinta a las actuales.


COMENTARIOS

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
El distintivo de calidad IFS reafirma la expansión de Alcalá Oliva
chevron_right
Presentado el programa de actos con motivo del 25N