Actualizado: 19:54 CET
Jueves, 13/08/2020

Sevilla

Escudo contra los virus

ElHospital Virgen del Rocío hace un llamamiento a donar leche materna, ya que tras el estado de alarma, las reservas han bajado hasta situarse en un 30%

  • Congelador del banco de leche materna donde se almacenan las donaciones recibidas.

Después de tres meses sin recibir a donantes como consecuencia de estado de alarma, el banco de leche materna del Hospital Virgen del Rocío ha recuperado la recepción y hace un llamamiento a las mujeres lactantes para que donen. El estado de alarma ha dejado las reservas en el 30%, explica Anabel Garrido, corresponsable del banco de donación, que confía en que el SOS lanzado sirva para que, en un “par de semanas”, las reservas vuelvan a ser “suficientemente tranquilizadoras para poder abastecer a todos los niños que lo necesiten”. Pese a todo, el banco no ha dejado sin leche a ningún recién nacido que lo haya requerido por hospitalización. A todos se les ha podido atender gracias a la “gran capacidad” de los congeladores de los que dispone el banco para mantener “la leche almacenada de forma prolongada”.

Desde que el 24 de junio el hospital hiciera el llamamiento a la donación, han sido “muchísimas las llamadas de madres” interesadas, pero “la disponibilidad de leche no es inmediata”, aclara la doctora Garrido. El proceso arranca con una entrevista a la donante y continúa, en caso de que la candidata sea idónea, con un control de calidad de la leche y posterior pasteurización.

Para poder ser donante, el primer requisito es llevar “un estilo de vida saludable” y, en segundo término, no tener enfermedades infecciosas (caso de la hepatitis B o C, sífilis, VIH) o crónicas cuya medicación sea incompatible con la donación de leche materna.

El haber padecido el coronavirus no impide donar a la mujer lactante. “El virus se destruye con la pasteurización”, explica Magdalena Estefanía Blanco, supervisora de la Unidad de Neonatología, un proceso en el que la leche se pone a una temperatura de entre 62 y 63 grados durante un periodo de 35 minutos.

La leche materna sigue siendo, pues, el mejor escudo para prevenir enfermedades en los recién nacidos, aclaran desde el banco del Virgen del Rocío. Desde 2016 cuando entró en funcionamiento este servicio, han sido más de 1.100 los bebés receptores y 527 las mujeres donantes. Este banco de leche materna no es de uso exclusivo del Virgen del Rocío. También son receptores recién nacidos de “otros centros satélites”, como lo son el Juan Ramón Jiménez, de Huelva, los hospitales sevillanos Macarena y Valme, y el Sagrado Corazón. “Estamos abiertos a todos los hospitales que quieran ser centros satélites”, apostilla Anabel Garrido. Existen también bancos en Granada y Córdoba.

COMENTARIOS

Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
Detenido el encargado de un bar por agredir a varios agentes
chevron_right
El Puerto de Sevilla libera más suelo para proyectos logísticos