Actualizado: 19:00 CET
Viernes, 19/07/2019

El Puerto

El cirujano taurino Julio Mendoza ha fallecido en Jerez de la Frontera

Fue cirujano en las plazas de toros gaditanas de Jerez de la Frontera, El Puerto de Santa María y Sanlúcar de Barrameda

  • Julio Mendoza.

El cirujano taurino Julio Mendoza ha fallecido en Jerez de la Frontera (Cádiz) a los 84 años, tras toda una vida dedicada a una profesión en la que figuras como Paquirri, José Tomás o Juan José Padilla, se han puesto en sus manos tras sufrir heridas en las plazas

Julio Mendoza, fallecido ayer miércoles, fue cirujano en las plazas de toros gaditanas de Jerez de la Frontera, El Puerto de Santa María y Sanlúcar de Barrameda.

A lo largo de su extensa trayectoria operó y atendió a toreros como Paquirri, Cayetano Rivera, Paco Ojeda o Juan José Padilla, José Antonio Morante o José Tomás.


El torero jerezano Juan José Padilla ha asegurado en declaraciones a Efe que la muerte del doctor Mendoza "deja un vacío muy grande", pero también "un legado importante con su trayectoria profesional y personal".

Padilla ha mostrado su tristeza por la noticia de quien, ha asegurado, a los 16 años le salvó la vida cuando un novillo le cortó la femoral en la plaza de toros del municipio gaditano de Arcos de la Frontera. "Fue mi ángel de la guardia", ha recordado.

Varios amigos del doctor Julio Mendoza han destacado su cercanía, no sólo con los toreros sino también con novilleros y personas relacionadas con el mundo del toreo, algo que el periodista taurino, Javier Bocanegra, ha confirmado a Efe.

"Era uno de los médicos más reconocidos de España, un gran aficionado y con un trato muy cercano", ha asegurado.

En su labor con la juventud taurina, Julio Mendoza impartió clases en la Diputación de Cádiz para enseñar y explicar a los jóvenes lo que era una cornada y cómo enfrentarse a ella.

Hasta este 2018, el doctor Mendoza estuvo al frente del equipo médico de la Plaza de Toros de Jerez.

"Siempre ha estado a mi lado", ha explicado a Efe el ganadero y rejoneador Álvaro Domecq, que estaba unido al cirujano por una larga amistad.

Álvaro Domecq ha asegurado que Julio Mendoza era un médico de confianza para los taurinos.

"Cada vez que pasaba algo le llamábamos", ha indicado, y le ha definido como una persona "muy cariñosa", que "siempre estaba pendiente".

Álvaro Domecq, a quien el cirujano atendió tras sufrir desde cornadas hasta caídas de caballo, ha indicado que la muerte de Julio Mendoza, un gran aficionado a los toros, le ha sorprendido, pues estuvo en su casa la semana pasada.

"Nunca le he visto retirado", ha concluido.

El funeral por el cirujano taurino se celebrará este jueves en la Iglesia de Santo Domingo de Jerez de la Frontera.

COMENTARIOS

Publicidad Ai Publicidad Ai
Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
Los estafados por IDental deberán hacerse las pruebas del SIDA
chevron_right
Encuentro de academias de baile en el Muñoz Seca